Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El presidente cree que la consulta convertirá Cataluña en “un país que valga la pena”

“Extremadura es una autonomía subsidiada por todo el mundo”, dice Mas

"LA CONSULTA NO ES UN TEMA ESPAÑOL"..  El president cree que sólo una vez que se sepa el resultado se sabrá si hay que negociar o no.

Cuando la entrevista al presidente de la Generalitat dejó de hablar del proceso soberanista, Artur Mas siguió hablando de las ventajas del referéndum: “Quiero construir un país que valga la pena”, dijo cuando fue preguntado por los recortes. Un Estado, concretó, que servirá para mejorar en sanidad, educación, y servicios sociales. Temas que, pese a escasear en su acción parlamentaria, ocupan según Mas la mayor parte de su mandato. “Puede dar la impresión que el Gobierno está volcado en la consulta, pero está volcado a los catos sociales y a la economía”, dijo, antes de añadir una vez más que con una Cataluña independiente la comunidad se gestionaría mejor. “En el sur de Europa, los que repuntamos un poco mejor somos nosotros. Cuando reivindicamos el autogobierno, lo hacemos por eso”.

Mas aseguró que no está orgulloso de los recortes sociales, y también culpó del 'tijeretazo' al Gobierno central. “A las Comunidades Autónomas se nos ahoga con déficits irreales. Tenemos el 34% de todo el gasto público y se nos asigna el 17%”, lamentó, antes de concluir que los recortes son inevitables: “Hemos hecho todo eso porque no hemos tenido más remedio. Hemos querido salvar la esencia de las políticas públicas”. De lo que sí sacó pecho fue de haber apoyado la reforma laboral del Gobierno del PP: “A corto plazo seguro que castiga más que otra cosa, pero ya se verá a medio plazo”, confió.

Las ventajas de las que, según el Gobierno catalán, gozan otras comunidades, también salieron a relucir. Mas cargó contra el presidente extremeño, José Antonio Monago, que recientemente ha anunciado una bajada de impuestos. “Vive en el mejor de los mundos, es una autonomía subsidiada por todo el mundo, que recibe ayudas por todas partes y se permite el lujo de bajar impuestos”.

El líder de CiU tuvo que enfrentarse a las preguntas sobre el caso Palau, por el que su partido, Convergència, tiene la sede embargada. Mas tiró de su respuesta habitual, recordando que ordenó devolver todo el dinero al coliseo y presumiendo de haber tirado adelante un plan de transparencia que ha servido para publicar los sueldos y las dietas de los cargos públicos.

La entrevista pasó de perfil por el apoyo de Esquerra a los Presupuestos de la Generalitat de 2014. Mas tiene asegurados los votos del partido que dirige Oriol Junqueras, y su única duda es si podrá aprobar las cuentas el jueves, como estaba previsto, o tendrá que esperar el mes que requiere el Consejo de Garantías Estatutarias para emitir un dictamen. La líder del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, sopesará hoy si impugna las cuentas por la partida destinada a hacer la consulta. La senadora consultará con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, la idoneidad de pedir un dictamen.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información