Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La incertidumbre de Barcelona Activa

El servicio del Ayuntamiento desconoce su presupuesto tras el recorte del Gobierno

El organismo que se encarga de las políticas de ocupación duplica los cargos directivos

La tasa de desempleo sigue subiendo. Y, sin embargo, el Servicio Catalán de Ocupación (SOC) y los programas de ocupación y formación que ofrece a través de las distintas entidades municipales -Barcelona Activa en el caso de la capital catalana-, desconoce a fecha de hoy de qué presupuesto dispondrá para el próximo ejercicio, aunque se prevé un duro tijeretazo estimado en un 54% respecto al último año.

Esta semana, Barcelona Activa, que es la agencia de desarrollo local del Ayuntamiento de Barcelona, tenía previsto confirmar el presupuesto destinado a las políticas de empleo, según fuentes sindicales. También debía comunicar la previsión de servicios y actividad, así como la continuidad de su plantilla. Sin embargo, la dirección ha pospuesto este anuncio hasta el próximo viernes día 1 de junio.

El recorte en las políticas activas de empleo previsto en los Presupuestos Generales del Estado se sitúa alrededor de 1.500 millones de euros para toda Cataluña. En el caso de Barcelona Activa, el recorte provoca una gran incertidumbre a cerca de 150 profesionales, que no saben si los programas que ofrecen tendrán continuidad. El Servicio de Orientación y Formación facilita apoyo a colectivos especiales o que están en riesgo de exclusión social y en general a los desempleados de la ciudad, aclaran las mismas fuentes.

En 2011, los seis programas de Barcelona Activa atendieron a más de 80.000 participantes, según el propio Ayuntamiento. La mayoría finalizará su actividad el 30 de junio y la empresa sigue sin determinar el futuro inmediato de sus empleados ni de sus servicios.

Pero pese a los recortes y a la espera de conocer exactamente cuál será su afectación sobre Barcelona Activa, el consejero delegado, Jordi Joly, comunicó a la plantilla durante la segunda semana de mayo un nuevo organigrama en el que los altos cargos pasan de ocho a 16 personas. Esto es, se duplica la estructura de alta dirección (3 nuevos cargos de confianza) y las direcciones operativas (a partir de ahora 13 nuevas direcciones). Hasta el momento, la dirección se ha negado a informar a los sindicatos la retribución de estos cargos ni el coste global del nuevo organigrama. Por su parte, el Ayuntamiento de Barcelona se limita a responder que en breve dará explicaciones sobre el tema

Otros Ayuntamientos catalanes y del resto del Estado están optando por asumir con fondos propios el gasto del servicio de ocupación, para no dejar de atender a sus ciudadanos. Barcelona Activa ha desarrollado durante los últimos cinco años un servicio de atención a jóvenes provenientes del fracaso escolar, ayudándoles a obtener una nueva salida profesional. También atienden a parados de larga duración que han dejado de percibir la prestación por desempleo y no tienen ningún tipo de ingreso, facilitándoles su reinserción en el mundo laboral.