Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
MWC - Mobile World Congress

Hiroshi Lockheimer: “Motorola no tendrá trato preferente”

El vicepresidente de Android promete mejoras en el buscador de la tienda Google Play

En la feria los androides ya no son de Google. Al menos las figuras que inundaban los pasillos, los pins y las pegatinas. Ya no hay un stand del Mobile World Congress lleno de toboganes, caramelos, música y juegos. El gigante de Mountain View ya no tiene un lugar propio, pero sí mantiene encuentros con medios y fabricantes durante la feria.

Hiroshi Lockheimer, vicepresidente de ingeniería de Android, y Jamie Rosenberg responsable de Google Play, la tienda de contenidos y programas, mantuvieron un encuentro con varios medios internacionales, entre los que se encontraba EL PAÍS.

Hace casi un año Google renombró el Android Market como Google Play. Más allá de la nueva denominación se ganó en contenido, no se conformaron con las aplicaciones, sino que se incluyeron películas y libros. Después, durante la conferencia anual del buscador anunciaron nuevos aparatos: Nexus 4, un móvil, y dos tabletas Nexus 7 y 10. Nombrados así por las pulgadas de su pantalla.

El primero está fabricado por LG. Los dos siguientes aparatos por Asus y Samsung respectivamente. Algo que resulta extraño si se tiene en cuenta que Google se ha hecho con la división de móviles de Motorola. De hecho, en España tuvo una consecuencia de gran magnitud, el cierre y despido de los trabajadores de la filial. Si se ha comprado un fabricante, ¿por qué no usarlo para hacer sus propios móviles? “Motorola no tendrá un trato preferente”, expone Lockheimer, “de lo contrario acabaríamos con el ecosistema Android, se perdería la confianza”.

A pesar de esta aclaración, este ha sido el congreso de Firefox OS, el nuevo sistema operativo para móviles, en un principio enfocado en países en vías de desarrollo o aquellos que quieren usar Internet sin demasiadas complicaciones. A Google no parece preocuparle la llegada de un nuevo competidor. “Es bueno que tengas más opciones, que puedan elegir. Que los podamos considerar competencia o no dependerá de la aceptación que tenga entre los consumidores”, insistió.

Otra de las particularidades de Android está en la adaptación que hacen los fabricantes. En ocasiones llega a diluirse el sistema operativo. El directivo lo justifica: “Es normal que traten de diferenciarse. Lo hacen como un valor añadido, aunque a nosotros nos parece que está muy bien como lo presentamos”.

De Google Play llaman la atención dos factores. El primero, la gran cantidad de aplicaciones que replican o imitan casi con descaro otras de gran popularidad. Por ejemplo, es sencillo encontrar clones de Angry Birds. “Somos conscientes de ello y lo vamos a arreglar. De todos modos, cualquiera que crea que le han copiado, puede reclamar y si tiene razón, eliminamos la aplicación infractora”, argumenta Rosenberg.

El segundo aspecto es todavía más sangrante. ¿Cómo es posible que el que se considera mejor buscador de Internet tenga tantas dificultades a la hora de encontrar lo que se desea? Rosenberg lo reconoció y desveló cómo pretenden solucionarlo: “Nuestro reto es mejorar, siempre. En este caso queremos no solo acertar, sino implantar Google Now! (su tecnología predictiva) para sugerir aplicaciones a medida, según el gusto de cada usuario”.