Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Quiero sacar mis fotos de Instagram

Los usuarios guardan una copia de sus archivos por miedo a Facebook

Conjunto de imágenes populares en Instagram
Conjunto de imágenes populares en Instagram

Solo un día después de anunciarse la compra de Instagram por parte de Facebook por 765 millones de euros (mil millones de dólares), han comenzado las reticencias por parte de los usuarios. “Si no sabes cuál es el producto, quizá el producto eres tú”, este comentario era uno de los más repetidos en Twitter.

Aunque en el anuncio de la adquisición Mark Zuckerberg, fundador y consejero delegado de Facebook, insistía en que nada cambiaría en la gestión de la red social de retoque fotográfico, son varias las opciones para llevarse consigo el contenido creado y dar de baja el perfil.

Instagram, nacida el 6 de octubre de 2010, con solo 13 trabajadores en plantilla, tenía una sola condición inicial. Estaba pensada por y para los móviles de Apple. Hasta la semana pasada, que se abrió a Android, las fotos se hacían y compartían en iPhone. Navegar de imagen en imagen no era tarea fácil. Lo normal era saltar a una a otra si se accedía desde un enlace en Twitter o a través del propio Facebook.

Una de las aplicaciones más populares para ver todo el album de un usuario en un ordenador personal es Carousel, creando una sensación muy parecida a la de un pase de diapositivas. Followgram, muestra todas las miniaturas, como los contactos de un revelado en el navegador. Otra alternativa, más sofisticada, es Instagrid. Permite desde mandar como un correo adjunto las instantáneas de un perfil concreto a convertirlas en un collage temático a través de la selección de etiquetas.

Ink361 es una web que va un paso más allá, pasa de los digital al mundo analógico. Su negocio consiste en convertir las miniaturas en pegatinas, imanes o chapas. Del teléfono al buzón de casa.

Instaport, para exportar las fotos de Instagram
Instaport, para exportar las fotos de Instagram

La estrella del día ha sido Instaport, tan simple como brillante. Se accede a la página, se da el usuario y la clave y solo hay que tomar la decisión de exportar todo a otra red social o al disco duro del ordenador. En pocos minutos se dice adiós a Instagram para siempre. Su éxito ha sido tal que por momentos ha sufrido cortes en el servicio. En caso de saturación se puede optar por Copygram e InstaBackup.

A pesar de las críticas por la venta a Facebook, Kevin Systrom, el creador de Instagram, no tiene motivos para estar nervioso. Al contario, no solo ha vendido su invento por una cifra cercana a los 25 euros por usuario, sino que desde la pasada semana ha visto cómo se han multiplicado los nuevos clientes de su aplicación. En las primeras doce horas tras su estreno en Android registraron un millón de nuevos aficionados, dispuestos a inmortalizar a sus mascotas, bebés y platos favoritos con un aire 'vintage'.