Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La industria propone un nuevo sistema de protección para el mercado cultural

Ultraviolet tiene el respaldo de grandes compañías y pretende dejar obsoleto al DVD con sistema anticopia

Proteger con sistemas anticopia las obras que cirulan por el mercado cultural y del ocio es un objetivo eterno de la industria. Pero los DRM (gestión de derechos digitales) en CD o DVD no han dado buenos resultados y han sido incluso un incordio para el cliente que, pagando la copia, veía limitado su uso. Ahora, un consorcio industrial, DECE, en el que participan, entre otros, Microsoft, HP, Warner y Netflix propone un sistema distinto para organizar el comercio de estos archivos y evitar el intercambio libre de los mismos.

Se llama Ultraviolet y se hablará del mismo en el CES de Las Vegas. En esencia, el sistema consiste en que el cliente adquiere el derecho a disfrutar de, por ejemplo, una película. Este derecho a disfrutarla será independiente de la tienda en línea donde la haya adquirido por lo que podrá cambiar de tienda o no se verá perjudicado si ésta cierra. El archivo se albergará en la nube de Internet y será accesible tanto desde televisores con conexion a la Red como desde distinto tipo de dispositivos. El cliente puede registrar seis personas y hasta 12 aparatos que podrán descargar o disfrutar en línea del citado archivo. Según sus defensores, el sistema no se basa en la plataforma de reproducción sino que los derechos de disfrute los adquiere el cliente, la persona. Con Ultraviolet no se trataría de encerrar al cliente en un único dispositivo si no que podría disfrutar los contenidos en todo tipo de ellos hasta un límite, la docena. Esta estrategia está pensada para ofrecer una alternativa al DVD.

En Cnet, expertos consultados consideran que esta propuesta es más sofisticada que la que hizo Microsoft en 2004, PlaysForSure, que fracasó. Sin embargo, ven difícil que sea suficiente para provocar un abandono masivo de otras conductas en el consumo digital.