Sucesos

Detenido un hombre por matar a su hija de cuatro años en Zaragoza

La niña presentaba un corte en el cuello. El crimen se produjo tras una discusión con la madre

Un hombre pasa por el portal de la vivienda de la menor asesinada, en Zaragoza.
Un hombre pasa por el portal de la vivienda de la menor asesinada, en Zaragoza.JAVIER BELVER / EFE
Agencias|Cecilia Jan
Zaragoza | Madrid - 15 sep 2020 - 13:11 UTC

Un hombre de 34 años fue detenido este martes por matar a su hija, de solo cuatro, tras una discusión con la madre en el populoso barrio de Las Delicias, en Zaragoza. La Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género está recabando datos para determinar si se trata de un crimen machista, mientras que el Ayuntamiento de Zaragoza confirmó que existe un expediente sobre la familia, sin dar más detalles.

Los gritos desesperados de una mujer en la calle, con su hija pequeña inconsciente en brazos, alarmaron a los vecinos, que llamaron a la policía a las 23.08 del lunes. Los agentes de paisano que llegaron primero a la calle Domingo Ram hallaron a la madre en estado de shock y a la niña herida grave con un corte en el cuello. La intentaron mantener con vida mientras llegaba la ambulancia, según fuentes oficiales de la Jefatura Superior de Policía de Aragón, pero murió al poco de llegar al hospital Materno Infantil.

La mujer consiguió explicar que fue el padre de la menor el que la hirió tras una discusión, según fuentes de la investigación citadas por Efe. Las patrullas que emprendieron la búsqueda del hombre lo localizaron y detuvieron hacia las 00.20 en la calle Infantes de España, en el barrio de Casablanca, a unos 40 minutos a pie del lugar de los hechos. El detenido es de nacionalidad nigeriana, al igual que la mujer, y ambos residen en España desde hace cinco años.

Según la vecina que llamó a la policía, la madre gritaba “ha matado a mi hija, ha matado a mi hija”, informa El Periódico de Aragón, que adelantó la noticia. Un testigo citado por este diario relata que la mujer estaba gritando desesperada, vestida solo en ropa interior, y que varios vecinos bajaron a cubrirla con mantas y toallas.

A la llegada de los equipos de asistencia, estos comprobaron que la pequeña tenía un profundo corte en el cuello causado por una navaja que, según dijo la madre, el padre había arrojado en el vestíbulo de la vivienda antes de escapar.

El Grupo de Homicidios se ha hecho cargo de la investigación, que ha recaído sobre el Juzgado de Instrucción número 3 de Zaragoza. El detenido, que responde a las iniciales N. C. O., permanece en los calabozos de la comisaría del distrito de Actur, y no está previsto que pase este martes a disposición judicial.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha informado de que el Ayuntamiento ha ofrecido ayuda psicológica y social a la familia de la víctima. En respuesta a si la madre de la niña había contactado con la Casa de la Mujer por presuntos malos tratos, el alcalde ha contado que el Consistorio “tenía un expediente” sobre esta familia. “Al ser datos reservados no nos corresponde hacerlos públicos, pero el Ayuntamiento tenía información sobre alguno de los problemas que tenía la familia y eso nos ha permitido ponernos en contacto y ofrecerles la colaboración”.

Aunque la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género aún está recabando datos para determinar si se trata de un crimen machista, la delegada, Victoria Rosell, ha hecho referencia al crimen en su cuenta de Twitter. “Si existiera una gradación de la violencia de género, quizá la más cruel sería la violencia vicaria. Las madres víctimas son muertas en vida, obligadas a vivir cada día con el mayor dolor imaginable. España ya fue condenada por desproteger a la infancia”, ha escrito, junto con un enlace a la noticia.

El pasado 16 de agosto, un hombre mató a su hijo de 12 años y dejó herida a su hija de 10 antes de suicidarse en su residencia de vacaciones en Cabanes (Castellón), aunque ese caso no se consideró como un crimen de naturaleza machista. En lo que va de año, tres menores han sido asesinados en crímenes considerados de violencia de género. En junio, un hombre mató a su mujer y a sus dos hijos, de 12 y 17 años en Úbeda (Jaén). Y el 6 de enero, un hombre asesinó a su expareja y a su hija de tres años en Esplugues de Llobregat (Barcelona). Desde 2013, año en el que se empezaron a contabilizar oficialmente, 37 menores han muerto en crímenes de violencia machista contra sus madres.

En lo que va de año, 33 mujeres han muerto asesinadas por sus parejas o exparejas, tras confirmarse este lunes como crímenes machistas la muerte de una mujer de 60 años el sábado en Oviedo y la de una mujer de 53 años en Jerez de la Frontera el pasado jueves.

El 016 es el número de atención a las víctimas de violencia de género. No deja huella en la factura, pero hay que borrarlo del registro de llamadas. Los menores también pueden dirigirse al teléfono de la Fundación ANAR (900 20 20 10). Además, las mujeres en riesgo pueden enviar un mensaje de alerta por la aplicación para móviles Alertcops, que activa una geolocalización que recibirá la policía. También está disponible un sistema de chat de asistencia psicológica (en los teléfonos 682 91 61 36 y 682 50 85 07).

Lo más visto en...

Top 50