Declaran el riesgo químico por exceso de nitratos del acuífero que vierte en el mar Menor

La CHS prohíbe el uso de fertilizantes en la franja de 1.500 metros de la laguna como medida cautelar

30 operarios se unen a las tareas de limpieza del Mar Menor el pasado mes de junio.
30 operarios se unen a las tareas de limpieza del Mar Menor el pasado mes de junio.Europa Press

El acuífero Cuaternario, que atraviesa el Campo de Cartagena y vierte sus aguas subterráneas en el Mar Menor, se encuentra “en riesgo de no alcanzar el buen estado químico” por la elevada presencia de nitratos, según ha declarado este jueves la Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS). Esa declaración de riesgo químico lleva aparejadas medidas cautelares relacionadas con la dosificación de los nitratos y el uso de fertilizantes, que se traducen en la prohibición de usar ese tipo de productos en un área de 1.500 metros en torno a la laguna. Según la CHS, en esa franja, con una extensión de 1.190 hectáreas de superficie agraria, es donde se han detectado los mayores niveles de concentración de nitratos en el acuífero. El organismo de cuenca defiende además que las parcelas se ubican en zonas inundables, lo que favorece las escorrentías de aguas superficiales y la infiltración de agua.

La declaración de riesgo del acuífero ha venido motivada por los resultados de un informe elaborado por el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (CEDEX) en el que se estima que la cantidad de nitratos vertida al Mar Menor durante el año hidrológico 2018-2019 habría sido de 1.575 toneladas, con un promedio diario de 4.111 kilos. El impacto de la entrada de nutrientes en la laguna también ha quedado refrendada por el informe de evaluación del Mar Menor elaborado por el Instituto Español de Oceanografía (IEO), que concluye que es necesario atajar los vertidos para asegurar la recuperación de la laguna litoral.

El anuncio de estas medidas no ha sido bien recibido ni por la comunidad de regantes del Campo de Cartagena ni por el Gobierno de la Región de Murcia, que han presentado durante la Junta de Gobierno de la CHS sendos informes jurídicos para pedir la “nulidad” de la reunión. El consejero murciano de Agua, Agricultura y Medio Ambiente, Antonio Luengo, ya ha advertido de que la comunidad autónoma recurrirá esas medidas cautelares y ha lamentado que se anuncian en los días previos a la aprobación en la Asamblea Regional de la nueva ley de Protección Integral del Mar Menor. Este miércoles, PP, PSOE y Ciudadanos llegaron a un acuerdo para que esa norma, que se aprobará previsiblemente por mayoría el próximo 22 de julio, amplíe de 500 a 1.500 metros la franja especial de protección de la albufera. Según ese acuerdo, no se podrán usar fertilizantes en los cultivos de esa zona, ni estiércoles no compostados o abono en verde. Tampoco podrán instalarse nuevos invernaderos ni ampliar los ya existentes y solo se permitirá la agricultura ecológica, sostenible y de precisión de riegos que estén consolidados y no excedan los 170 kilos de nitratos por hectárea al año. Para Luengo, es esa ley regional, y no las medidas impuestas por el organismo de cuenca, la que debe regular los usos agrícolas en torno a la albufera.

Las medidas cautelares aprobadas este jueves por la CHS se integrarán en un plan de ordenación de la masa de agua del acuífero, en el que ya se está trabajando para la protección del Mar Menor, y que se sumará a otras medidas impulsadas por el Ministerio para la Transición Ecológica, como el Plan de Protección del Borde Litoral del Mar Menor, que está en periodo de información pública, o el Programa Verde Integrado, que establece un esquema de inversiones para medidas en origen y soluciones basada en la naturaleza.

También este jueves se ha reunido la Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, que ha aprobado la declaración de “riesgo de no alcanzar el buen estado cuantitativo” de las masas de La Rocina, Almonte y Marismas, todas ellas en el entorno del Parque Nacional de Doñana.

Además, el Ministerio tiene en marcha el Plan Especial de Control y Uso del Agua en la Zona de Influencia del Parque Nacional de Tablas de Daimiel, que tiene como objetivo controlar las extracciones de agua en las masas de agua que componen el acuífero 23 (Mancha Occidental I, Mancha Occidental II y Rus Valdelobos).

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

- Buscador: La nueva normalidad por municipios

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad



Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS