Cataluña vuelve a plantar a Wert en la reunión de política universitaria

El secretario general de Universidades de la Generalitat no acude a la reunión de hoy con Wert Docentes, padres y estudiantes convocan una manifestación para el 13 de diciembre

Wert, a su llegada a la Conferencia de Política Universitaria.
Wert, a su llegada a la Conferencia de Política Universitaria.Emilio Naranjo (EFE)

Cataluña vuelve a plantar hoy al Gobierno por el tratamiento lingüístico al catalán en el anteproyecto de reforma educativa presentado por Wert a las comunidades. Tras abandonar ayer a medias la reunión de la Conferencia Sectorial, a la que asistía la consejera Irene Rigau, este miércoles el secretario general de Universidades de la Generalitat, Antoni Castellà, ha decidido directamente no acudir a la conferencia de política universitaria convocada hoy por el ministro Wert para analizar el nuevo modelo de acceso a la educación superior.

Así lo avanzó el Ejecutivo catalán ayer en un comunicado, en el que insiste en que la propuesta de Wert supone una agresión al Estatuto de autonomía y "deja en ruinas el modelo catalán de acceso al sistema universitario catalán". En la misma nota, Castellà exige la retirada del anteproyecto al considerar que "margina a la Generalitat" y vulnera sus competencias y recuerda que Wert se comprometió en la última reunión sectorial a rectificar aquellos artículos que implicaran algún conflicto competencial.

El anteproyecto elimina las pruebas de acceso a la universidad de la Generalitat y las sustituye por una reválida al final del Bachillerato, atribuyéndose la labor de "marcar los criterios, establecer las características y fijar los contenidos" de esta nueva prueba.

Según Castellà, el texto "expulsa" el catalán de la troncalidad en el sistema educativo en las etapas obligatorias y otorga al Estado la competencia de determinar los criterios básicos que deberán fijar las universidades para acceder a ellas.

Al terminar la reunión, el ministro ha asegurado que su departamento no va a dar marcha atrás en su posición sobre el tratamiento del catalán. Wert ha insistido en que "no responde a la verdad" que el borrador de la ley "impida el modelo de enseñanza en catalán", sino que "establece límites", atendiendo a la jurisprudencia del Tribunal Supremo y el Constitucional. Según ha recordado, ambas instituciones sentenciaron que las lenguas cooficiales en la enseñanza no pueden ser utilizadas en una proporción superior al castellano.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS