Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pablo Iglesias: “El PSOE prefiere a Rivera”

El líder de Unidas Podemos asegura que no percibe "predisposición" en Pedro Sánchez para llegar a un acuerdo, aunque su "disposición sigue vigente"

Pablo Iglesias, tras su reunión con el Rey. En vídeo, Iglesias, a su llegada a Zarzuela.

Pablo Iglesias ha acudido este martes a la cita con el Rey con la percepción de que España afrontará el próximo 10 de noviembre las cuartas elecciones en cuatro años. La convicción aún no es del todo sólida en el líder de Unidas Podemos. A Felipe VI le ha asegurado que sigue abierto a llegar a un acuerdo de último minuto con el PSOE. Siempre que implique un Gobierno de coalición. Pedro Sánchez le ha negado esta posibilidad de manera reiterada. Pero Iglesias y los suyos estaban dispuestos a esperar hasta el 23 de septiembre, fecha límite para la convocatoria electoral. Hasta este martes, contaban fuentes del grupo confederal, se mantenían contactos a distintos niveles con los socialistas para intentar cerrar un acuerdo progresista. Incluso cuando la oferta de Albert Rivera al presidente en funcionespara facilitar su eventual investidura seguía en la mesa. Las buenas formas se acabaron cuando el monarca ha confirmado que no va a proponer a ningún candidato. “Pedro Sánchez tenía el mandato de formar gobierno. No quiso. La arrogancia y el desprecio a las reglas básicas de una democracia parlamentaria se han impuesto sobre la sensatez”, ha ecsrito en Twitter Iglesias.

Después de hablar de la victoria de la selección de baloncesto en el Mundial de China y comentar la última serie que ha visto, Iglesias le ha transmitido al Monarca que sus 42 diputados se abstendrían si no logran pactar un Ejecutivo compartido con Sánchez. Su voto sería favorable si hay acuerdo de coalición. Y solo en el caso de que se hubiera dado el pacto Sánchez-Rivera el dirigente reunirá al grupo confederal que lidera en el Congreso y decidirían de manera colectiva, según explicó, cuál sería el sentido de su voto. “Dependerá del contenido de ese acuerdo”, zanjó Iglesias que tampoco aclaró si Podemos, su partido, también lo sometería a una consulta entre sus bases. Un día antes, Yolanda Díaz, líder de Galicia en Común, y persona de máxima confianza de Iglesias, había asegurado que se abstendrían "en cualquier caso", lo que incluía el escenario de pacto entre Ciudadanos (Cs) y PSOE.

En el momento en que Iglesias comunicaba su posición en La Zarzuela, seguía vigente la posibilidad de que Ciudadanos se abstuviera si Sánchez aceptaba las tres condiciones de su oferta: aplicar el artículo 155 de la Constitución en Cataluña, disolver el Gobierno de Navarra y el compromiso de "no subir los impuestos a las familias trabajadoras y los autónomos". “En las últimas horas se ha visto algo: el PSOE prefiere a Ciudadanos”, ha interpretado el líder de Unidas Podemos sobre el volantazo de Rivera respecto a su estrategia inicial de rechazo frontal a Sánchez. "Parece que el PSOE estaba esperando a Ciudadanos y lo de los últimos meses era un paripé", ha completado Ione Belarra, portavoz parlamentaria de Unidas Podemos.

“Cuando el macho alfa es Rivera parece que han tenido [el PSOE] hasta prisa para tratar de reunirse”. Ha sido el contrataque de Iglesias a la manera en que Adriana Lastra desdeñó la oferta de diálogo cara a cara con Sánchez que el líder de Unidas Podemos planteó en la última sesión de control al Gobierno en el Congreso. La portavoz parlamentaria de los socialistas dijo entonces que la solución al bloqueo político no era “cosa de machos alfa”. “Pedro tiene dos propuestas. Lo razonable es que optara por una de las dos. Querer ser presidente a cambio de nada no sé si es lo más razonable”, ha sentenciado este martes Iglesias.

Pero como en la política actual una hora dura menos de un segundo, las valoraciones de Iglesias quedaron obsoletas antes de que terminara de comparecer ante los medios. Mientras el secretario general de Podemos volvía a invitar a Sánchez a dialogar y criticaba su “predisposición” hacia la propuesta de Ciudadanos, Rivera enviaba un mensaje en Twitter al presidente en funciones que acababa con cualquier atisbo, al menos por ahora, de pacto por la derecha. “Es una tomadura de pelo”, ha calificado Rivera la respuesta del líder socialista a su iniciativa.

Desde el 28 de abril, Iglesias no se ha movido de su posición inicial. Y este martes, en el devenir precipitado de los acontecimientos, el dirigente volvió a plantear que no cedería en su pretensión de compartir el Consejo de Ministros y, por tanto, volvió a negarse a aceptar un acuerdo de programa como le ha ofrecido el PSOE. A última hora de la tarde, su esperanza se ha desvanecido del todo. “Seguiremos trabajando para que la política sirva para defender los derechos de la gente”, ha dicho en Twitter, ya en tono de campaña.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información