Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno pide a PP y Cs que se abstengan en la investidura como “servicio a España”

Celaá recuerda que el PSOE permitió que Rajoy llegase a La Moncloa y pide a la oposición un gesto para dar estabilidad

La ministra Portavoz, y de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá. En vídeo, declaraciones de Celaá.

Tras las dificultades con ERC mostradas por el veto a Miquel Iceta, el Gobierno ha pedido este viernes a PP y Ciudadanos que se abstengan en la sesión de investidura de Pedro Sánchez como "servicio a España". Tras el Consejo de Ministros, la portavoz del Ejecutivo, Isabel Celaá, ha manifestado que a la oposición se le presenta ahora una oportunidad para "aportar estabilidad, como hizo el PSOE", cuando permitió en 2016 que Mariano Rajoy llegase a La Moncloa. Una decisión de los socialistas que provocó una crisis interna en la formación.

"Podría ser un servicio a España, visto que nadie duda, ni siquiera estas fuerzas, de que el nuevo Gobierno debe estar presidido por Pedro Sánchez", ha insistido Celaá durante su comparecencia, cuando ha aprovechado para insistir en que el PSOE prefiere "un Gobierno en solitario". Aunque, eso sí, la portavoz ha admitido que las conversaciones entre los socialistas y Podemos están en marcha y todo está abierto. "Sigue vigente la vocación de trabajar en solitario con acuerdos preferentes, pero todo está por recorrerse", ha dicho. 

El secretario de Organización socialista, José Luis Ábalos, ha incidido también en la misma idea cuando le han preguntado si teme que la investidura esté en riesgo por la posición de ERC: "Nosotros no queremos depender de los independentistas. Los que no quieren que lo hagamos, como Ciudadanos, que se abstengan, que lo hagan por España, por la estabilidad, por respetar los resultados electorales". "Yo no digo que vote que sí, es pedir demasiado, pero por qué no puedo pedirles que nos libren de esas dependencias de los independentistas. Nosotros no queremos depender de los independentistas", ha planteado el número tres del PSOE.

Una vez resuelto el primer acuerdo, el de la Mesa del Congreso, las negociaciones para la formación de Gobierno se precipitarán en cuanto se conozca el resultado electoral del domingo 26. La fuerza del PSOE y de Unidas Podemos y sobre todo cuanto se necesiten en las distintas autonomías o municipios puede condicionar una negociación global. La ministra Celáa calcula que con todo lo que hay pendiente de negociar, la votación de investidura no llegará antes de finales de junio y muy probablemente será ya a principios de julio.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información