Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ‘Open Arms’ aguarda a que le autoricen salir de Algeciras

Capitanía Marítima requirió que el buque volviese para comprobar que se cumplen los requisitos de tripulación mínima de seguridad

Un migrante rescatado por el 'Open Arms' llega al puerto de Algeciras.
Un migrante rescatado por el 'Open Arms' llega al puerto de Algeciras. REUTERS

El barco de rescate Open Arms, perteneciente a la ONG española del mismo nombre, permanece este lunes amarrado en el puerto gaditano de San Roque a la espera de que la Capitanía Marítima de Algeciras autorice su salida rumbo a Barcelona. El buque zarpó de San Roque el pasado viernes con destino a la capital catalana para cambiar de tripulación y realizar una serie de ajustes después de desembarcar a 87 migrantes que había rescatado el 2 de agosto en aguas internacionales próximas a Libia. Sin embargo, las autoridades le hicieron regresar a puerto tras apenas una hora de travesía.

Según un portavoz del Ministerio de Fomento, de quien depende la Dirección General de la Marina Mercante y la Capitanía Marítima, se requirió que volviesen para una inspección documental: “Capitanía Marítima quiere comprobar que se cumplen los requisitos de tripulación mínima de seguridad del buque”, ha manifestado este portavoz. La orden sorprendió al equipo de la ONG porque en la mañana del viernes, antes de salir, ya hubo una inspección y se autorizó su partida. “No nos dieron razones. Capitanía dio órdenes de volver a puerto de la misma manera que nos había dado autorización para salir más de una hora antes”, ha manifestado una portavoz de Proactiva Open Arms.

El barco volvió al punto de partida ya entrada la noche del viernes, cuando las oficinas de Capitanía estaban cerradas. La tripulación tuvo que esperar a este lunes para entregar la documentación requerida por las autoridades, ya que las oficinas permanecieron cerradas durante el fin de semana. A última hora de este lunes, el buque de rescate seguía esperando el permiso para zarpar.

El pasado 7 de agosto, el Gobierno desvió al Open Arms al puerto de San Roque, dependiente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras. La decisión sorprendió a los responsables de la ONG ya que se trataba de uno de los puertos del Mediterráneo español más alejados del lugar del rescate, lo que alargaría tres días la travesía de los migrantes. Según el Gobierno, el puerto de San Roque era el que mejor podía garantizar la llegada y la atención del grupo de migrantes, en el que viajaban ocho menores.

El Open Arms fue confiscado en marzo tras un desembarco en Sicilia (Italia) en el marco de una investigación por supuesto favorecimiento de la inmigración ilegal. El bloqueo del barco se dilató casi un mes hasta que un juez ordenó su liberación.

Más información