Pedraz decidirá sobre la querella de Podemos contra la familia Pujol

El magistrado de la Audiencia Nacional deberá estudiar si admite la denuncia y si la pone en manos del juez Ruz, que ya investiga al primogénito del expresidente catalán

La querella presentada en la Audiencia Nacional por Podemos y la plataforma Guanyem Barcelona, encabezada por la activista antidesahucios Ada Colau, contra el expresidente catalán Jordi Pujol y su familia ya tiene juez que decida sobre ella. El magistrado Santiago Pedraz será el que decida sobre la denuncia presentada el pasado martes por ambos colectivos. La querella ha recaído en su juzgado, el número 1 de la Audiencia, por turno de reparto, es decir de forma aleatoria.

Las entidades denunciantes, que han contado con la colaboración del ex fiscal jefe anticorrupción Carlos Jiménez Villarejo en la redacción de la querella, pretenden que la causa recaiga en el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz, que actualmente investiga al primogénito del exmandatario catalán, Jordi Pujol Ferrusola. La denuncia de Podemos y Guanyem se extiende, además de a la familia Pujol, al empresario Carles Sumarroca y sus hijos, y a Jordi Puig, hermano del consejero del Gobierno autónomo Felip Puig. Los denunciantes quieren también que el juez Ruz asuma la investigación abierta el pasado julio en el Juzgado de Instrucción número 31 de Barcelona contra Jordi Pujol padre.

El juez Pedraz, que regresará la semana que viene de sus vacaciones, deberá decidir si admite a trámite la querella y, en su caso, si debe ser él el que investigue los hechos que se relatan en ella o si la pone en manos del juez Ruz por los antecedentes de investigación que ya se han generado. Los denunciantes acusan a los querellados de los siguientes delitos: tráfico de influencias, blanqueo de capitales, cohecho, prevaricación y falsedad documental.

Además de la querella presentada por Podemos y el colectivo encabezado por Ada Colau para presentarse a la alcaldía de Barcelona, los jueces deben decidir sobre otras dos querellas encabezadas por el autodenominado sindicato Manos Limpias y por el partido xenófobo Plataforma per Catalunya.

El texto de Podemos busca aclarar si el patrimonio ocultado al fisco por Pujol procede, por ejemplo, del cobro de comisiones ilícitas a cambio de la adjudicación de obra pública durante los gobiernos de Pujol al frente de la Generalitat (1980-2003). La querella describe una serie de operaciones mercantiles y detalla la existencia de “más de 50 empresas” participadas o administradas por los hermanos Pujol Ferrusola. Esas empresas están “relacionadas con un amplio abanico de negocios” que abarcan “desde la explotación de clubes de golf, puertos francos, tratamiento de residuos, promociones inmobiliarias y sociedades patrimoniales, hasta refinerías petrolíferas o empresas de distribución eléctrica, dentro y fuera de España”, detalla el texto.

Sobre la firma

Fernando J. Pérez

Es redactor y editor en la sección de España, con especialización en tribunales. Desde 2006 trabaja en EL PAÍS, primero en la delegación de Málaga y, desde 2013, en la redacción central. Es licenciado en Traducción y en Comunicación Audiovisual, y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS