Francia Márquez: “Asumí la política como una forma de salvaguardar vidas”

La vicepresidenta de Colombia asegura a Pepa Bueno, directora de El PAÍS, que las mujeres están “rompiendo barreras a nivel mundial” durante una conversación en Madrid en el marco del Foro Tendencias 2023

La vicepresidenta de Colombia, Francia Márquez, y Pepa Bueno, directora de EL PAÍS, en un momento de su conversación, este miércoles en el Real Casino de Madrid. Foto: SAMUEL SANCHEZ (EL PAÍS) | Vídeo: EPV

Francia Márquez es una de las figuras que mejor encarna el giro progresista en América Latina. La vicepresidenta de Colombia sostuvo este miércoles en Madrid, durante una conversación con Pepa Bueno, la directora de EL PAÍS, que su liderazgo social la llevó a “asumir la política como una forma de salvaguardar vidas, de seguir alzando la voz”. Márquez, la primera mujer negra en alcanzar la vicepresidencia del país sudamericano, destacó en la charla, mantenida en el marco del Foro Tendencias 2023, que desde que asumió el cargo en agosto siente presión “sobre todo por los jóvenes, que votaron por el cambio”.

El diálogo en el Real Casino de Madrid giró desde el principio en torno al futuro de Colombia, que por primera vez tiene unos gobernantes de izquierda. Márquez, de 40 años, abogada y activista medioambiental, recalcó que cuando optó por luchar por la vicepresidencia, le resultó muy complicado convencer a sus simpatizantes de que ella podía lograrlo, de que “no era una utopía”. La política colombiana criticó que al llegar al poder, junto al presidente Gustavo Petro, se han encontrado “una institucionalidad que no está hecha para el cambio, sino para que todo siga igual”. Márquez resumió que hasta que fue investida vicepresidenta sentía que “el Estado era propiedad de quienes lo han ocupado toda la vida”.

Rompiendo barreras

Sin embargo, su llegada al Gobierno ya es en sí misma un cambio. “Las mujeres estamos rompiendo barreras en la política a nivel mundial”, subrayó Márquez. “Estamos abriendo espacios, nuestra presencia coloca nuevas discusiones, nuevas formas de hacer política, de transformar realidades”, agregó. Durante la conversación, de unos 30 minutos, Bueno preguntó a Márquez a qué límites cree que tendrán que enfrentarse para desarrollar su programa. “Soy consciente que no vamos a cambiar 500 años de exclusión y marginalidad”, admitió la vicepresidenta, quien en 2014 abandonó su hogar tras haber sido amenazada de muerte por defender su tierra. Lo hizo de noche, junto con los dos hijos que había criado sola, y transformada ya en una líder social en su región, capaz de plantar cara a los empresarios mineros.

Natural de Cauca, una de las regiones más pobres del país sudamericano, en la costa del Pacífico, Márquez atrajo una cifra notable de votantes a la candidatura que conformó con Petro. El discurso sencillo y directo de la política afrodescendiente caló en las zonas rurales, entre los ecologistas y en los sectores feministas, cuya relación con el actual presidente no era la más fluida. La victoria de Márquez y Petro en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales colombianas, el pasado junio, llenó de esperanza a un sector del país que nunca se había visto reflejado en la clase política. La activista —ganadora hace cuatro años del Goldman Environmental, el premio más importante para un ambientalista a nivel mundial— destacó que se están llevando a cabo “reformas estructurales, como la tributaria, muy importante para poner énfasis en la inversión social, y cuidar y recuperar el campo colombiano”.

La mujer que ha roto todos los esquemas del poder en Colombia incidió durante la charla en que una de sus prioridades será la creación de un Ministerio de Igualdad, que no se limite a tratar de reducir la brecha de género, sino que tenga en cuenta las desigualdades económicas o raciales, a la comunidad LGTBI o “el desbalance entre distintas regiones del país, tanto en términos sociales como económicos”.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete
Francia Márquez y Pepa Bueno, este miércoles en Madrid.
Francia Márquez y Pepa Bueno, este miércoles en Madrid.Samuel Sanchez (EL PAÍS)

Incidentes racistas

Bueno quiso saber si Márquez aún percibe racismo en las esferas de poder. La vicepresidenta colombiana contestó que “por supuesto”, y explicó que todavía tiene que exigir a algunos funcionarios que la traten de manera respetuosa. “Si fuera un hombre blanco, ese respeto sería intrínseco”, sentenció. Márquez recordó que en los últimos años ha tenido que sufrir innumerables incidentes racistas. “He sido comparada con animales o con simios por personas de la ultraderecha. Un claro pensamiento colonial, de deshumanizar, de expropiar la condición humana de las personas afrodescendientes o indígenas para someterlas a un proceso de esclavitud” declaró. “Esa narrativa sigue estando sobre la mesa”, agregó.

Preguntada sobre los conflictos armados que vive Colombia desde hace más de medio siglo, Márquez recalcó que hoy “el narcotráfico es la gasolina que hace que el país arda en violencia”, y que el Gobierno se plantea “una nueva política de drogas que sirva para resolver el problema”. La vicepresidenta comentó que “todavía hay muchos líderes sociales perdiendo la vida”, y que el nuevo Gobierno aún “no logra detener la crisis humanitaria que viven las comunidades afectadas ni los desplazamientos forzosos”, pero que tiene la esperanza de que se alcanzará “la paz total”.

Al final de la conversación, que precedió a una cena con un grupo de invitados, Bueno preguntó a Márquez cómo imaginaba su legado. “Sueño con lograr la transición energética, para dejar a las futuras generaciones un mundo posible”, declaró la vicepresidenta. “También sueño con la justicia racial, que impulse acciones de reparación histórica sobre el colonialismo; y con la justicia social, que permita a las comunidades más vulnerables tener unas condiciones básicas”, concluyó.

Este jueves tendrán lugar entre las 09.15 y las 14.00 las distintas mesas redondas y entrevistas de la quinta edición del Foro Tendencias, organizado por EL PAÍS y Harmon, con el patrocinio de Abanca, Abertis, EY, Iberdrola, Telefónica y Tendam. En las conversaciones se abordarán los principales desafíos de la coyuntura mundial, y todas podrán seguirse en la emisión en directo y en las distintas crónicas que se publicarán a lo largo del día en la web de EL PAÍS.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

Carlos Torralba

Es redactor de la sección de Internacional desde 2016. Se ocupa de la cobertura de los países nórdicos y bálticos y también escribe sobre asuntos de defensa. Es licenciado en Derecho por la Universidad de Valencia y Máster de Periodismo UAM-EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS