Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bolsonaro tuitea un vídeo obsceno de Carnaval y desata la polémica en Brasil

El mandatario conservador causa bochorno e indignación en plena resaca de la fiesta que ha hecho famoso su país en el mundo entero, pero aclara que “no hubo intención de criticarlo de forma genérica”

Un gigante con la imagen de Bolsonaro en los carnavales de Olinda.
Un gigante con la imagen de Bolsonaro en los carnavales de Olinda. AP

El presidente de Brasil tiene a sus compatriotas entre abochornados, indignados y atónitos tras lanzar anoche un primer tuit que empezaba con una advertencia. “No me siento cómodo de enseñar esto, pero tenemos que exponer la verdad para que la población sepa y decida sus prioridades”, escribía el conservador Jair Bolsonaro, de 63 años. Y luego se refería al Carnaval, la fiesta por la que Brasil es famoso en todo el planeta y en la que se han embarcado muchos millones de sus compatriotas durante los últimos cuatro días.

Bolsonaro tuitea un vídeo obsceno de Carnaval y desata la polémica en Brasil

“En esto se han convertido muchas comparsas en el Carnaval brasileño”, escribió para presentar un vídeo obsceno de factura casera grabado en la calle que muestra a dos hombres bailando sobre una parada de taxis, a uno de ellos tocándose el ano y al otro orinándole después encima. “Comenten y saquen sus conclusiones”, cerraba el tuit animando a sus 3,4 millones de seguidores. Los brasileños, ávidos consumidores de redes sociales, se lanzaron a comentar hasta que un nuevo tuit este miércoles por la mañana hizo que se les atragantara el desayuno o se quedaran casi sin habla. “¿Qué es la lluvia dorada?”, preguntaba el jefe del Estado desde su cuenta.

Ya de noche, Presidencia emitió “una nota aclaratoria” sobre el vídeo en el que afirma que “no hubo intención [por parte del presidente] de criticar el carnaval de forma genérica” sino de señalar una “distorsión del espíritu carnavalesco” en la “mayor y más democrática fiesta” de Brasil. Añade que las imágenes escandalizaron a muchos además de Bolsonaro y recuerda que comportamientos como esos “son delito” y “violentan los valores familiares y las tradiciones culturales del carnaval”.
Las aclaraciones llegan 24 horas después del primer tuit, lo que refleja la división que caracteriza este Gobierno entre los instintos más ultras de Bolsonaro y el ala más pragmática de su Gabinete.

En plena resaca de los días fuertes del Carnaval, el primer tuit tiene este miércoles 35.000 comentarios incluidos los de miles de internautas que exigen su destitución u otros preocupados por los niños de este país conservador. “Bolsonaro, mi nieta de seis años vio esta escena en su Twitter”, le respondió un periodista con 9.000 seguidores que concluye: “Usted necesita un tratamiento médico urgentemente”.

Los principales hashtag de este miércoles en Brasil reflejan el ánimo de la tuitosfera local: #ImpeachmentBolsonaro #BolsonaroTieneRazón #goldenshowerpresident (así, en inglés) #VerguenzaDeEstePresidente...

El diario Folha revela que las imágenes fueron grabadas el lunes en São Paulo. Añade que entrevistó a varios de los presentes, que aseguraron que la escena difundida por el presidente fue un hecho aislado.

La primera economía de Latinoamérica con sus 200 millones de habitantes asiste atónita a otro exceso de un político que había rebajado el tono que caracterizó su carrera política hasta la victoria electoral. Hasta el martes por la noche cuando lanzó un tuit contra las comparsas, la base del Carnaval callejero brasileño: camiones con cantantes o djs con música a tope en plena calle que pueden llegar a reunir decenas incluso cientos de miles de personas que bailan y beben con desenfreno vestidas a menudo con poco más que un bañador. Luego están los sambódromos con sus ordenados y espectaculares desfiles que retransmite la televisión.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >