Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Varios heridos en Beirut en las protestas por la decisión de Trump sobre Jerusalén

El Ejército libanés ha usado gas lacrimógeno contra los manifestantes que se congregaban ante la Embajada de EE UU

Un grupo de manifestantes protesta ante la Embajada de EE UU en Beirut este domingo. Ver fotogalería
Un grupo de manifestantes protesta ante la Embajada de EE UU en Beirut este domingo.

Cerca de mil personas han protestado este domingo frente a la Embajada de Estados Unidos en Beirut contra la decisión de Donald Trump de reconocer Jerusalén como capital de Israel y de desplazar la sede de su embajada en ese país a la Ciudad Santa. La protesta —que ha tenido precursoras en la mayoría de los países árabes en los pasados días— ha derivado en enfrentamientos entre varios grupos de jóvenes armados con piedras y uniformados libaneses. Al menos medio centenar de personas fueron heridas por el lanzamiento de piedras, balas de goma y gas, incluidos varios soldados y periodistas. Tras desplegar refuerzos, el Ejército libanés, que ha usado gases lacrimógeno, ha dispersado a a los manifestantes. Este lunes, Hasán Nasralá, líder de Hezbolá ha convocado a una manifestación masiva en los suburbios al sur de Beirut.

Al canto de “Jerusalén es palestina y lanzaremos otra intifada”, centenares de personas se reunieron frente al cordón militar que las fuerzas armadas libanesas desplegaron alrededor de la embajada de EE UU, en las afueras de Beirut. “No hay unidad entre los países árabes, ni siquiera en Líbano se respeta el derecho de los palestinos”, dice Khaled Beyuma, mecánico de 20 años. Khaled forma parte del medio millón de refugiados palestinos que alberga Líbano con 4,5 millones de habitantes desperdigados.

El partido milicia libanés libró su última guerra con el Ejército israelí en 2006 con un balance en vidas de más de 1.200 libaneses, la mayoría civiles, y 120 israelíes, la mayoría soldados, muertos. En el sur del país se hayan desplegados unos 10.000 efectivos de los cascos azules, entre ellos 600 españoles, como fuerza de interposición. Tras una reciente escalada verbal entre el Gobierno israelí y Hezbolá, los libaneses temen el estallido de nuevas escaramuzas al sur del país. La participación de la milicia libanesa en la guerra siria junto a las tropas regulares sirias ha despertado la alerta entre en Ejército hebreo. “Si libramos una nueva guerra no será como las anteriores”, dice un miliciano de Hezbolá bajo el seudónimo de Abu Husein.

Las tropas israelíes se retiraron del sur del Líbano tras 18 años de ocupación. Seis años de lucha en Siria han permitido a la milicia libanesa desarrollar técnicas ofensivas y acumular experiencia bélica en diferentes escenarios desde las urbes al desierto. Lo que ha convertido a los milicianos de Hezbolá y sus bases en Siria en repetidos objetivos de los bombardeos israelíes.

Manifestación en Marruecos

En Rabat, decenas de miles de personas protestaron pacíficamente este domingo contra la decisión de Donal Trump, en una manifestación nacional convocada por dos organizaciones no gubernamentales de apoyo al pueblo palestino. “Estados Unidos se merece otro presidente responsable”, rezaba una pancarta. “La ignorancia crea desorden, la inteligencia une a la gente”, señalaba otra, informa Francisco Peregil.

La gente fue llegando en autobuses procedentes de las principales ciudades del país y todo discurrió sin ningún incidente. El éxito de la manifestación coincide con las gestos de apoyo al pueblo palestino expresados por el jefe de Estado, Mohamed VI quien dirigió la semana pasada a Trump en la que expresaba su “profunda preocupación” y “gran inquietud” ante el anuncio del traslado de la Embajada estadounidense a Jerusalén.