Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El narcotraficante Chino Ántrax se declara culpable en Estados Unidos

Aréchiga Gamboa, jefe de sicarios del Chapo Guzmán, cambia de estrategia y acepta cargos que suponen la cadena perpetua tras un acuerdo con el Gobierno federal

Fotografía tomada de la cuenta de Instagram atribuida a Rodrigo Aréchiga.
Fotografía tomada de la cuenta de Instagram atribuida a Rodrigo Aréchiga.

El narcoraficante José Rodrigo Aréchiga Gamboa, conocido como Chino Ántrax, se ha declarado culpable de un delito de tráfico de drogas este miércoles por la mañana en un juzgado de San Diego. La declaración de culpabilidad supone un cambio de estrategia de defensa respecto a su primera aparición ante el juez, el pasado julio. Hasta ahora se había declarado no culpable de los cargos que se le imputan.

Aréchiga Gamboa, de 34 años, asume así una posible condena de un mínimo de 10 años de prisión y un máximo de perpetua. La declaración de culpabilidad abre la puerta a una condena menos severa que si hubiera sido hallado culpable en un juicio, explica en conversación telefónica el fiscal federal del caso, Adam L. Braverman. El cambio de estrategia llega tras un acuerdo con el Gobierno de Estados Unidos. El juez Dana Sabraw ha fijado el 16 de octubre como fecha para la sentencia.

El Chino Ántrax fue detenido en Ámsterdam en diciembre de 2013, al llegar en un vuelo procedente de México. Fue extraditado a EE UU en julio del año pasado.

El caso contra Aréchiga-Gamboa se reduce a un cargo por tráfico cocaína y marihuana. Sin embargo, se trata del líder de la banda conocida como los Ántrax, supuestamente el brazo armado del cartel de Sinaloa que dirigía Joaquín El Chapo Guzmán, detenido en febrero de 2014. El Chino Ántrax era conocido también por su afición al lujo y a la ostentación de poder.