Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El extesorero de Coahuila se entrega a las autoridades de EE UU

Javier Villarreal formó parte del Gobierno de Humberto Moreira (2006-2011) que aumentó desaforadamente la deuda en el Estado hasta los 2.750 millones de dólares

El exgobernador de Coahuila, Humberto Moreira, en 2011
El exgobernador de Coahuila, Humberto Moreira, en 2011

El extesorero del Gobierno de Coahuila y prófugo de la justicia mexicana Javier Villarreal se ha entregado a las autoridades estadounidenses para responder a las acusaciones de lavado de dinero que pesan en su contra, informa la agencia AP. Cuando Villarreal, de la mano del entonces gobernador Humberto Moreira, llegó al poder en el Estado del norte del país en diciembre de 2005, Coahuila tenía una deuda de unos 300 millones de pesos (24,4 millones de dólares). Hoy su pueblo debe a los bancos más de 36.500 millones de pesos (2.750 millones de dólares). Los estados mexicanos tienen el derecho soberano a endeudarse, pero la justicia acreditó que el Gobierno de Moreira usó documentación falsa para pedir créditos millonarios y aumentar de forma ilegal parte de la deuda.

Villarreal ya había sido detenido en Texas en febrero de 2012, pero se fugó tras ser liberado bajo fianza. El periódico San Antonio Express News dice que el extesorero se entregó a las autoridades de El Paso (Texas), desde donde fue trasladado a la prisión texana de San Antonio para comparecer, posiblemente este mismo jueves, ante un juez federal. Los delitos por los que tendrá que responder son de lavado de dinero y de fraude bancario. Las autoridades estadounidenses también buscan, por los mismo hechos, al exgobernador interino de Coahuila Jorge Torres López.

En México se busca a Villarreal por delitos de fraude desde diciembre de 2013, cuando un juez federal le negó el amparo y se reactivó la orden de aprehensión contra él. "Solicitamos a las 31 entidades de la república mexicana la alerta para, de estar en territorio de su jurisdicción, ser privados de la libertad. A nivel de la Interpol ya lo hicimos, particularmente en Norteamérica por la presencia de estas personas ahí", dijo entonces el procurador de Coahuila, Homero Ramos.

El actual gobernador de Coahuila, Rubén Moreira, es el hermano del exgobernador Humberto Moreira, que antes de verse envuelto en el escándalo de la deuda pasó a ser nombrado presidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI). En verano de 2011 se destapó la financiación ilegal de su gobierno y, pese a reiterar que no abandonaría su cargo, renunció a finales de 2011. El PRI en esas fechas estaba preparando su vuelta al poder de la mano del entonces candidato Enrique Peña Nieto y la corrupción coahuilense estaba afectando seriamente a la precampaña electoral.

Después de renunciar al cargo, Humberto se refugió en España para estudiar una maestría, lo que ha sido objeto de críticas que ponen en duda el origen de los recursos económicos que ha usado para sus estudios. Su hermano Rubén tuvo que aplicar un plan de austeridad nada más hacerse cargo del Estado.