Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL 'CASO SNOWDEN'

Bolivia convoca a los embajadores de Francia e Italia

“No vamos a aceptar chantajes de ningún país”, asegura el vicepresidente García Linera

Bolivia ha llamado a consultas a los embajadores de Francia e Italia en aquel país, así como al cónsul de Portugal en La Paz, por el incidente diplomático durante el vuelo de regreso a Bolivia desde Moscú del presidente Evo Morales. En una rueda de prensa, el vicepresidente Álvaro García Linera anunció que "durante las próximas horas" la cancillería se pondrá en contacto con los diplomáticos para que expliquen los "desagradables, prepotentes, abusivos acontecimientos del día de ayer".

La portavoz del Gobierno francés, Najat Vallaud-Nelkacem, se limitó a recordar que “Francia ha acabado autorizando” al avión de Morales sobrevolar su espacio aéreo y remitió al Ministerio de Exteriores para más explicaciones, informa Ana Teruel. El portavoz de dicho ministerio, Philippe Lalliot, no fue más locuaz sobre las motivaciones francesas y zanjó que París “no desea mantener por medio de la prensa ninguna polémica sobre este tema”.

El Consejo de Ministros boliviano, reunido de urgencia en La Paz, expresó su rechazo a la “prepotencia imperial” de la Unión Europea y convocó a los países latinoamericanos a reunirse de urgencia para repudiar las expresiones de abuso del “colonialismo imperial decimonónico” y para asumir una posición clara y contundente.

“No vamos a aceptar chantajes de ningún país”, aseguró García Linera, que dijo que las autoridades aeronáuticas condicionaron el paso del avión presidencial por Francia y Portugal, consagrado en el Convenio de Viena y otros acuerdos internacionales, "a una revisión de la aeronave”, presuntamente para comprobar la presencia o no de Snowden. “Evo no es un delincuente y como presidente tiene inmunidad internacional y todo el derecho a levantar vuelo sin ningún tipo de condicionamiento”, añadió el vicepresidente, que recordó las palabras del ministro de Exteriores, David Chooquehuanca: “No podemos mentir al presentar el plan de vuelo”.

García Linera hizo un llamamiento a los pueblos latinoamericanos para asumir una posición firme contra las "potencias imperialistas" y para que ni Evo Morales ni la región sean “un rehén del imperialismo decadente en Europa”.

Horas antes, el ministro boliviano de Asuntos Exteriores, David Choquehuanca, había denunciado ante la prensa la situación. “Se ha puesto en riesgo la vida del presidente que estaba en pleno vuelo. Cuando faltaba menos de una hora para ingresar al territorio francés nos comunican que ha sido cancelada la autorización de sobrevuelo”, dijo.

La cancelación de los permisos de sobrevuelo fue calificada por el ministro Choquehuanca como una “injusticia” basada en “sospechas infundadas sobre el manejo de información mal intencionada", en alusión a la supuesta presencia del exanalista de la CIA, que, según su último paradero conocido se encontraba en la zona internacional del aeropuerto de Moscú de Sheremetiévo. El avión de Morales, por su parte, salió del aeródromo de Vnukovo, a más de 50 kilómetros de Sheremetiévo, según la página FlightRadar24, que utiliza datos de aviación civil.

La Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) celebrará una reunión extraordinaria para analizar la situación. El venezolano Alí Rodríguez, secretario general de la organización, informó que la reunión, que se celebrará a petición del Gobierno de Ecuador, será en la fecha que determinen los presidentes de los países miembros del organismo, informó la emisora venezolana Telesur.

Morales participó en la segunda cumbre de países exportadores de gas en la capital rusa. En una entrevista en la televisión local, difundida también en Bolivia, Morales dejó abierta la posibilidad de conceder asilo al estadounidense Snowden, si él así lo solicitara. “No ha llegado un pedido oficial de asilo”, aseguró en La Paz el vicepresidente Álvaro García Linera y aclaró que “de hacerlo, el presidente ha respondido ya que se hará un estudio”.