Seguro escribe a la troika que Portugal está “al borde de la tragedia social”

El secretario general del PSP mantiene que "ha llegado el momento de decir basta"

El secretario general del PSP, Antonio José Seguro, este viernes.
El secretario general del PSP, Antonio José Seguro, este viernes.MIGUEL A. LOPES (EFE)

El secretario general del Partido Socialista portugués (PS), António José Seguro, ha remitido tres cartas a las cabezas visibles de la troika, avisándoles de que Portugal “se encuentra al borde de la tragedia social”. Las cartas han sido hechas públicas hoy, a pocos días de que el próximo 25 de febrero los representantes del FMI, del BCE y de la UE desembarquen de nuevo en Lisboa para llevar a cabo la séptima inspección de las cuentas públicas portuguesas desde que el país pidió la ayuda financiera. “Ha llegado el momento de decir basta”, añade, explícitamente, Seguro.

El líder socialista, que lleva más de un año advirtiendo que Portugal necesita más tiempo para pagar su deuda y una renegociación de la misma para que los intereses no sean tan altos y no acaben por ahogar la economía y a los portugueses, también ha remitido una cuarta carta al primer ministro portugués, el conservador Pedro Passos Coelho, en la que le avisa de que esta próxima visita de la troika “no puede ser un mero ejercicio de rutina”.

Seguro, que ha enviado las cartas a Christine Lagarde, directora general del FMI, José Manuel Durão Barroso, presidente de la Unión Europea y Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo, se queja de que las expediciones de la troika a Portugal sean meramente técnicas, no hagan otra cosa que comprobar el grado de austeridad por el que atraviesa el país, registren que el país está cumpliendo con las condiciones que firmó y se vayan luego tras aconsejar nuevos recortes.

Seguro pide una comisión de la troika más política, esto es, con más poder de decisión. “Debe diseñar una estrategia creíble de consolidación de las cuentas públicas, dando prioridad al crecimiento económico y a la creación de empleo”, añade el líder de los socialistas portugueses a los dirigentes de las instituciones que constituyen la troika.

Portugal, que pidió a la troika un rescate financiero para salvar la bancarrota en abril de 2011 (cada visita de la troika implica una autorización para verter una parte de este macro-préstamo), está envuelta en una batería de recortes, contención del gasto público y subida de impuestos que, a ojos de muchos —entre ellos Seguro— va a acabar por hundir al país definitivamente. El año pasado retrocedió un 3% del PIB y este año lo hará un 1,9%, según el Banco de Portugal. Es cierto que hace unas semanas, aprovechando la buena coyuntura financiera internacional, volvió a los mercados, antes de lo previsto, y con un buen resultado. Pero también lo es que el consumo se arrastra sin registrar progresos y que el paro escala hasta cifras jamás conocidas en el país. La semana pasada, el Instituto Nacional de Estadística (INE) registró un porcentaje de desempleo del 16,9%.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Sobre la firma

Es reportero de EL PAÍS y escritor. Fue corresponsal en París, Lisboa y São Paulo. También subdirector de Fin de semana. Ha escrito dos novelas, 'Deudas pendientes' (Premio Novela Negra de Gijón), y 'La botella del náufrago', y un libro de no ficción ('Así fue la dictadura'), firmado junto a su compañero y amigo Pablo Ordaz.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción