Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Ola de cambio en el mundo árabe

Los rebeldes denuncian una nueva ofensiva de las tropas de Gadafi para controlar el puerto de Misrata

Los combates han provocado la muerte de al menos tres rebeldes

Los rebeldes que luchan contra las fuerzas del Gobierno libio han indicado que las tropas de Muamar el Gadafi han lanzado una nueva ofensiva para tratar de controlar el puerto de la ciudad de Misrata, lo que ha derivado en unos combates que han provocado la muerte de al menos tres personas. "Las fuerzas de Gadafi han bombardeado hoy el puerto", según un portavoz de los sublevados identificado como Abdelsalam. Los bombardeos han destruido varios vehículos y dos almacenes de equipos eléctricos y electrónicos, ha explicado a Reuters por teléfono.

La fuente enmarca estos nuevos ataques en la zona este en "un intento por controlar el puerto", en torno al cual se registraban esta tarde "fuertes combates". Como primer balance de víctimas, ha dicho que "hay tres mártires y diez heridos". Otro portavoz rebelde, Reda, había explicado previamente que "las tropas de Gadafi aún están posicionadas a las afueras" de Misrata, pese a que la semana pasada anticiparon un posible repliegue.

"Hay ahora un enfrentamiento en la zona sur", ha mencionado, y ha confirmado que los "revolucionarios" -rebeldes- "están intentando avanzar". Pese a las continuas escaramuzas en distintas áreas, el centro de la ciudad se encontraba "estable" esta mañana, según Reda. Otra fuente de los sublevados, Abdelsalam, ya avanzó el lunes que las fuerzas del régimen estaban intentando recuperar posiciones en la carretera de Nakl Thaqeel que se dirige al puerto, la única vía de comunicación de la ciudad con el exterior.

La confusión imperante en Misrata hace imposible que exista un balance exacto o siquiera aproximado del número de heridos y fallecidos. Un portavoz rebelde identificado como Ibrahim ha explicado que "los cuerpos de soldados de Gadafi están en todas partes, en las calles y en los edificios", y algunos llevan "días" abandonados". "No puedo decir cuántos", ha apostillado. La situación humanitaria es "indescriptible", según otro rebelde de nombre Sami. En este sentido, ha lamentado que "el hospital es muy pequeño" y "está lleno de heridos", la mayoría de ellos en estado crítico.

Hoy se ha conocido que un equipo de la ONU tiene previsto viajar pronto a Trípoli para investigar las denuncias de violaciones de Derechos Humanos en Libia, desde las refriegas que se desataron en febrero y que han derivado en un conflicto armado. Los tres miembros del panel han sido designados por el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas. El Gobierno libio ha asegurado que colaborará en las pesquisas.

Los expertos afirman que estudiarán todas las denuncias, incluidas las emitidas por las autoridades libias contra las fuerzas rebeldes y de la OTAN. Las denuncias comprenden desapariciones, torturas y asesinatos de manifestantes.