Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lugovói acusa al espionaje británico del asesinato del ex espía ruso Alexander Litvinenko

Rusia ha rechazado la extradición a Reino Unido del ex agente soviético Andréi Lugovói

El ex agente ruso de la KGB Andréi Lugovói ha asegurado hoy que tiene pruebas de la implicación de los servicios especiales británicos en el crimen del también ex agente soviético Alexandre Litvinenko, envenenado con polonio en Londres el pasado 24 de noviembre. Lugovói es el principal sospechoso de su muerte según la investigación abierta en Reino Unido.

"El rol principal de esta historia sombría - ha afirmado Lugovói en rueda de prensa - ha sido desempeñado por los servicios británicos, sus agentes, Boris Berezovsky y Litvinenko".

Preguntado si tenía pruebas de ello, respondió, sin más detalles: "Tengo pruebas".

En la comparecencia, Lugovói ha afirmado además que los mismos servicios secretos británicos han intentado recrutarle para obtener "información comprometida" sobre el actual presidente ruso, Vladimir Putin.

Litvinenko trabajaba para el MI6

El hoy empresario ha acusado además a Litvinenko de haber pertenecido al servicio de espionaje británico. En la conferencia de prensa ofrecida en Moscú ha acusado también a Boris Berezovsky, empresario ruso exiliado en Londres, de trabajar con el espionaje británico. "Primero y en palabras de Litvinenko - ha asegurado Lugovói - fue recrutado él, y luego, gracias a su consejo, Berezovsky ofreció algunos documentos de seguridad rusos y pasó a trabajar para el MI6 (servicio secreto británico en el extranjero)".

"Un hecho criminal"

El ministerio británico de Asuntos Exteriores ha declinado comentar las palabras de Lugovói recalcando que no se trata de un asunto de "espionaje" sino de un "hecho criminal".

Londres ya ha cursado la petición de extradición de Lugovói. Una petición que Moscú ha rechazado y que el propio Lugovói se apresuró a calificar de "política".

"Nuestra posición es clara. Se ha pedido la extradición de Lugovói para que éste sea sometido a juicio en el Reino Unido. Ahora esperamos la respuesta formal rusa", puntualizó la fuente del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Berezovsky niega su implicación

Por su parte, el opositor ruso Berezovsky ha afirmado tras escuchar las palabras de Lugovói que está convencido "ahora más que nunca de que el Kremlin está detras del asesinato de Litvinenko".