Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una delegación de EE UU visita las instalaciones de una planta nuclear en Corea del Norte

Una comisión privada de científicos y expertos de Estados Unidos ha visitado hoy el complejo nuclear de Yongbyon, en Corea del Norte. Se trata de la primera vez que se ha permitido entrar a extranjeros en la planta desde que hace algo más de un año fueran expulsados los inspectores de Naciones Unidas. "Fuimos a Yongbyon", ha constatado a la agencia Reuters John Lewis, profesor de la Universidad de Stanford y miembro de la delegación.

La agencia de noticias surcoreana Yonhap, en un despacho firmado desde Pekín, también informa de que Lewis ha confirmado, a su llegada al aeropuerto pequinés, que Pyongyang accedió a que él y su delegación visitaran el complejo nuclear, corazón del programa nuclear del país. Lewis ha declinado dar mayores detalles acerca de su recorrido por el centro, en el que Washington cree que se recicla uranio enriquecido y plutonio necesarios para la fabricación de bombas atómicas.

El Gobierno de Corea del Norte invitó a principios de año a Estados Unidos a que una comisión no oficial de científicos y expertos inspeccionase las instalaciones de la planta nuclear de Yongbyon para demostrar que ha desarrollado programas avanzados de fabricación de armamento nuclear. Con esta oferta, Corea del Norte quiere aprovechar la promesa de desarme en futuras conversaciones con EE UU, Rusia y tres países de la zona.

La "audaz concesión" de Corea

Esta visita es la primera de técnicos extranjeros desde que Corea del Norte expulsó a los inspectores de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) a finales de 2002, poco después de declararse la crisis nuclear de la península, al admitir Pyongyang que mantuvo en secreto un programa atómico con aplicaciones militares, prohibido en 1994. Además, abandonó el Tratado de No Proliferación Nuclear (TNP) y reactivó su reactor nuclear de Yongbyon.

Está previsto que los miembros de la delegación estadounidense, sobre la que Washington ha subrayado que es extraoficial y que no está vinculada a la Casa Blanca, viajen a Corea del Sur y Japón para explicar el contenido de su viaje, que se inició el pasado martes. Hace unos meses, Corea del Norte anunció que había iniciado en Yongbyon el reciclaje de 8.000 barras de plutonio allí almacenadas.

Corea del Norte ha reiterado hoy, primer aniversario de la salida del país comunista del TNP, su disposición a aparcar su programa nuclear. En una emisión de la Televisión Central del régimen norcoreano con motivo de este aniversario, Pyongyang subraya que ha manifestado en numerosas ocasiones la voluntad de detener sus actividades nucleares, pese a que EE UU autorizara la investigación de pequeñas armas nucleares para apuntar a Corea del Norte. El martes pasado, el enigmático régimen de Kim Jong Il señaló que estaba lista para hacer una "audaz concesión" y "a detener incluso el funcionamiento de la industria nuclear con fines pacíficos". A cambio, pidió a EE UU que la excluyera de su "eje del mal" de países promotores del terrorismo y que reanudara el programa internacional de asistencia energética.