Luis Tudanca: “Me preocupa que se normalice que la extrema derecha entre en gobiernos”

El candidato del PSOE a las elecciones del 13-F acusa al PP de “poner las instituciones de Castilla y León al servicio de Génova”

Luis Tudanca, candidato del PSOE en las elecciones de Castilla y León, el domingo en el Parador de León.
Luis Tudanca, candidato del PSOE en las elecciones de Castilla y León, el domingo en el Parador de León.Olmo Calvo

El candidato socialista a la Junta de Castilla y León, Luis Tudanca (Burgos, 43 años), transmite una tranquilidad y una confianza que contrastan con el hecho de que sea el PP, y no el PSOE, el partido que lleva gobernando la comunidad los últimos 35 años. Tudanca está convencido de que el domingo el PSOE será la fuerza más votada y que con el resto de partidos sumará más procuradores que el hipotético bloque de PP y Vox. No obstante, recela de Ciudadanos después de que en 2019 Francisco Igea perpetuara al PP en contra de lo que había prometido.

Pregunta. El PP gobierna desde 1987. ¿En todo este tiempo no hubo una alternativa?

Respuesta. Lo primero para ganar aquí era creérnoslo. Ya rompimos esa barrera psicológica en 2019. No ganábamos desde 1983 y por primera vez tuvimos más votos en las elecciones autonómicas que en las municipales. Ahora nos queda gobernar, y lo vamos a hacer. Tenemos un proyecto sólido y hemos demostrado que gobernamos de otra manera, con proyectos municipales sólidos y ambiciosos. Tenemos más Ayuntamientos que nunca: cinco capitales de provincia, más de la mitad de los municipios de más de 20.000 habitantes. La gente ha visto que hay una alternativa decente.

P. ¿De veras tienen opciones?

R. El PSOE es el que está a seis escaños de la mayoría absoluta. La única garantía de cambio es que logremos una victoria más amplia que hace dos años.

P. ¿Iba a presentar una moción de censura con Ciudadanos, como argumenta el PP para convocar elecciones?

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

R. Ciudadanos ya la votó en contra [en marzo de 2021]. Además, no se podía presentar hasta este marzo. Solo hay dos motivos para la convocatoria: el calendario judicial endiablado de Alfonso Fernández Mañueco y el afán de salvar a Pablo Casado de la guerra interna en el PP con Isabel Díaz Ayuso. Han puesto a las instituciones de Castilla y León al servicio de Génova. Es llamativo que el PP convoque de forma irresponsable en mitad de una pandemia, a traición, dinamitando sus Presupuestos y a su propio Gobierno, y que parezca que a quien la convocatoria le ha pillado a contrapié es al PP.

Luis Tudanca, durante la entrevista.
Luis Tudanca, durante la entrevista. Olmo Calvo

P. ¿Le molesta que el PP lo ignore en campaña y solo hable de Pedro Sánchez?

R. No necesito reforzar mi ego confrontándome con Mañueco. Lo que me molesta es que no hablen de Castilla y León. Es una falta de respeto a la gente de esta tierra. Demuestra muy poca confianza en su proyecto, lo que quieren es tapar sus casos de corrupción. La Fiscalía ha mandado al Tribunal de Cuentas una investigación sobre la financiación de las primarias de Mañueco. Y, en la trama Eólica, el juez pide 138 años de cárcel para ex altos cargos del PP.

P. ¿El PP gobernará con Vox si se lo exige Abascal?

R. El PP está dispuesto a cualquier cosa y si necesita a Vox para gobernar, lo hará. Y si tiene que hacer vicepresidente a su candidato, lo hará. O hay un Gobierno del PP con Vox o un Gobierno de cambio del PSOE.

P. Vox es muy crítico con el PP en sus mítines. Incluso hablan de cambio y esperanza, que es uno de los lemas del PSOE.

R. Quienes defienden que retrocedamos 40 años, por no decir 80, que hablen de cambio y hablen de esperanza… Me preocupa que se normalice que la extrema derecha pueda entrar en gobiernos. O que sea un elemento más de acuerdos. Nos gustaría que el PP fuera como el resto de los partidos de la derecha europea. En vez de aislarlos, en vez de enfrentarse a ellos, en vez de no pactar con ellos, el PP está cada vez más en lo alto del monte. Ha decidido parecerse a Vox cada vez más cuando teóricamente es un partido de Estado. Cuando uno compite con el original, la gente acaba votando al original. No a la copia. Vox está subiendo por ese efecto contagio en el discurso del PP.

P. ¿Se fía de Francisco Igea?

R. Me parece que sus votantes en las últimas elecciones no se fían de él ni de Ciudadanos. Dijeron de forma tan rotunda, tantas veces, que nunca jamás perpetuarían al PP… Y luego pasó lo que pasó. Vinieron con la bandera del cambio y lo traicionaron. Igea juró y perjuró que no le daría el Gobierno al PP. Bueno, en eso ahora ha dado un paso atrás. Ya ni siquiera dice que no le dará el Gobierno al PP, dice que no le dará el Gobierno a Mañueco.

P. ¿Pero contempla la opción de gobernar con Igea?

R. Hablaré con todos los que quieran un cambio de políticas, reforzar la sanidad pública, luchar contra la despoblación, hacer que nuestros jóvenes puedan quedarse... Una de las cosas que hizo difícil un acuerdo en 2019 es que nunca quise hablar ni de puestos ni de mercadear con las instituciones y con el voto de la gente. Tampoco lo haré ahora. Quienes me quieran encontrar ahí, que abandonen toda esperanza.

P. ¿Contempla como socios a las plataformas de España Vaciada y a partidos regionalistas como Unión del Pueblo Leonés?

R. Insisto: con todos los que quieran cambiar las cosas. Para eso tenemos una ventaja: capacidad de diálogo, de llegar a acuerdos.

P. El PP ataca a España Vaciada, al revés que usted.

R. Como movimiento social han hecho aportaciones valiosas a que se visibilice un drama que vive nuestro país y nuestra tierra. ¿A quién le van a echar la culpa de la despoblación en Castilla y León si llevan gobernando 35 años los mismos? En el PP se sienten agredidos, pero porque saben que son los responsables de la despoblación y de la marcha de nuestros jóvenes.

P. Según Mañueco, la despoblación es un problema global.

R. Bueno, y si quiere universal, planetario, del Sistema Solar... Cuando uno no quiere hacerse responsable de lo que [el PP] ha hecho durante 35 años, algo pasa. Si niegas un problema y no tomas medidas, el problema se agrava: en los últimos 10 años hemos perdido 160.000 habitantes. Y perderemos 240.000 hasta 2035. El PP quiere convencernos de que es un problema inevitable, contra el que no se puede hacer nada. ¿Cómo que no? Por ejemplo, con incentivos fiscales en el medio rural, contra los que el PP ha votado en las Cortes de Castilla y León. O con la descentralización de organismos públicos.

P. Isabel Díaz Ayuso critica la desconcentración de las sedes de nueva creación.

R. Lo incomprensible es que Mañueco se apunte a ese carro. Si quiere hacer oposición al Gobierno, que se vaya a la oposición. Y si quiere defender a Madrid, que se vaya a Madrid. Yo quiero defender a Castilla y León. Y el modelo de Díaz Ayuso es malo para Castilla y León.

P. El PP ha optado por la ayusización de su campaña para contener la fuga de votos a Vox.

R. Mañueco se ve urgido por esas expectativas del PP, que se han ido diluyendo como un azucarillo. Al PP se le está haciendo muy larga la campaña, como dure un poco más le van a salir a deber procuradores. Por eso ha tenido que llamar a Díaz Ayuso. Mañueco trata de convencer a la gente de que el que se presenta a estas elecciones no es él. Pero esto no es Madrid. No solo no es Madrid; es que el modelo de Díaz Ayuso perjudica a Castilla y León: la competencia desleal en materia fiscal es el agujero negro que se está llevando a nuestras empresas y a nuestros jóvenes.

P. A diferencia de lo que el PSOE hizo hace un año en Madrid, no han variado el discurso para atraer a los 200.000 votantes de Ciudadanos en 2019.

R. Le doy mucho valor a la coherencia en política.

P. ¿Hay algo que le indigne especialmente?

R. Cuatro provincias y el Bierzo no tienen unidad de radioterapia pública. Lo prometió el PP en 2007. Enfermos oncológicos deben hacer un peregrinaje infame de cientos de kilómetros para recibir tratamiento.

P. ¿Qué hará si no gobierna?

R. No me pongo en ese supuesto.

Sobre la firma

José Marcos

Redactor de Nacional desde 2015, especializado en PSOE y Gobierno. Previamente informó del Gobierno regional y casos de corrupción en Madrid, tras ocho años en Deportes. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense y Máster de Periodismo de EL PAÍS. Trabajó en Starmedia, Onda Imefe y el semanario La Clave.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS