_
_
_
_

Arranca el efecto arrastre de la gigafactoría de Volkswagen en Sagunto

Empresas de transformación de litio y de fabricación de cátodos se interesan por formar parte del ecosistema iniciado por el proyecto de la planta de celdas para baterías eléctricas

Imagen virtual de la futura gigafactoría de Volkswagen en Sagunto sobre los terrenos en los que se ubicará.
Imagen virtual de la futura gigafactoría de Volkswagen en Sagunto sobre los terrenos en los que se ubicará.
María Fabra

“Todo está bastante bien montado”. Además de esta expresión, el general manager del lobby europeo de fabricantes de baterías, Eurobat, Alfons Westgeest, salpicó este viernes su intervención tras la visita al Puerto de Valencia, desde el que vio Sagunto, con palabras como “impresionado” o “contento”. Esta fue su reacción tras comprobar in situ “el ecosistema” que presenta el norte de la provincia de Valencia para la implantación de empresas del sector de la electromovilidad que “acompañen” a la gigafactoría que la filial de Volkswagen están levantando en Sagunto. Westgeest habló del interés de muchas de las empresas que forman parte de esta asociación de fabricantes de baterías eléctricas para coches e industria. La Generalitat Valenciana ya ha mantenido contactos en este sentido, con no menos de una docena de empresas atraídas por el espacio elegido por el consorcio alemán.

En la mayoría de los casos, los contactos han sido con firmas especializadas en alguno de los procesos de la cadena de valor de la fabricación de baterías. Es el caso de las plantas de depuración y transformación de litio. Pese a que la Comunidad Valenciana no dispone de canteras de este material, la conectividad del puerto de Valencia (en el caso de Volkswagen se interesaron por la conexión con China y Australia) ha hecho que estos fabricantes estén barajando importar la materia prima y transformarla en este territorio para luego abastecer a los productores de baterías. Este proceso genera, además, un residuo reutilizable, por ejemplo, por la industria cerámica que concentra en Castellón al 90% de la producción nacional que sitúa al sector en el cuarto puesto de productores mundiales.

La fabricantes de cátodos, otro de los elementos imprescindibles en la fabricación de baterías, también miran a la Comunidad Valenciana. Tanto estos como los transformadores de litio no solo podrían abastecer a la gigafactoría o a otras empresas del sector sino que son elementos que se utilizan en procesos de producción de otro tipo de industrias.

En estos contactos, la Generalitat ha expuesto las ayudas con las que podrían contar la empresas para complementar la inversión e implantación a través de los fondos Next Generation, a lo que se une el plus de la ubicación, las infraestructuras y los instrumentos urbanísticos de la Comunidad Valenciana y el ejemplo de la agilidad en la tramitación del proyecto de Volkswagen que, en un año, ha pasado de existir únicamente en planos a ser una obra ya iniciada. “Somos ágiles, eficientes y atractivos. Y lo hemos demostrado”, dijo el viernes la secretaria autonómica de Modelo Económico y consejera de Espais Económics Empresarials (EEE), María José Mira, a los miembros del lobby de fabricantes de baterías.

El “problema” de tanta atención puesta por el efecto arrastre de la gigafactoría de baterías que Volkswagen levanta en Sagunto puede ser loa falta de suelo. Parc Sagunt, con sus ampliaciones, es uno de los mayores parques empresariales de Europa. La suma de Parc Sagunto II al I dio lugar a la creación de una zona logística de 10 millones de metros cuadrados que contempla la implantación de una terminal intermodal ferroviaria con conexión directa al puerto, que es, entre otras cosas, lo que le da un plus al espacio. En este punto es en el que se levantará la gigafactoría de PowerCo, la filial de Volkswagen, que ocupa cerca de 1,2 millones de metros cuadrados. En ese mismo desarrollo, los alemanes reservaron otro millón de metros cuadrados para sus proveedores. La firma aún no ha desvelado quién se instalará en este espacio pero PowerCo obtuvo esta misma misma semana la luz verde para, junto a la empresa belga especializada en tecnología circular Umicore, comenzar su actividad centrada en producir materiales precursores y para cátodos para fabricar baterías. “La búsqueda del sitio de producción está en curso”, señaló el consorcio alemán en un comunicado. La gigafactoría y los proveedores ocupan así la mayoría de los casi tres millones de metros cuadrados útiles con uso suelo industrial, además de otros 167.600 edificables en suelo terciario y logístico. En Parc Sagunt II y III se implantarán las fotovoltaicas necesarias para abastecer a la planta que, sin embargo, han encontrado la oposición del Ayuntamiento de Sagunto por el impacto ambiental. También es en estos desarrollos donde la Generalitat, que incorporará como suelo público el terreno destinado a los campos solares, donde ha encontrado la protesta de los propietarios del suelo por el escaso precio fijado por las expropiaciones, según han denunciado en una protesta que apoyan las asociaciones de agricultores.

En cualquier caso, la secretaria autonómica de Modelo Económico ratificó el apunte realizado por el general manager del lobby europeo de fabricantes de baterías que señaló que Sagunto no es la única ubicación que se estudia para los nuevos inversores. “Hay mucho espacio en el territorio valenciano para el desarrollo empresarial”, dijo Alfons Westgeest, a lo que Mira añadió que las firmas no están necesariamente interesadas en situarse en Sagunto, “sino en la Comunidad Valenciana, por todas las sinergias que la gigafactoría generará de forma directa a efectos de localización de capital humano, de proveedores e incluso de conocimiento”. “No hay una localización exacta” sino la voluntad de aprovechar también la “calidad de las infraestructuras de movilidad y comunicación y con el reto de poder mejorarlas”, añadió Mira.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

¿Otra gigafactoría?

"Es algo gordo". Fuentes cercanas a las conversaciones que la Generalitat está manteniendo con empresas interesadas en invertir en la Comunidad Valenciana al hilo de la implantación de la gigafactoría de baterías de Volkswagen utilizaron esas palabras para describir la dimensión de uno de los proyectos. “No puedo dar nombres, porque es confidencial”, manifestó el viernes el general manager del lobby europeo de fabricantes de baterías, Eurobat, Alfons Westgeest, al ser preguntado por qué empresas están interesadas en la Comunidad Valenciana. Tampoco la secretaria autonómica de Modelo Económico y consejera de Espais Económics Empresarials (EEE), María José Mira, quiso adelantar ningún nombre y aludió a la "prudencia" con la que la Generalitat gestó y negoció la llegada de Volkswagen. Sin apuntar a ningún nombre, las mismas fuentes admitieron la posibilidad de que uno de los interesados sea otro fabricante de baterías eléctricas, competidor del consorcio alemán que estraría planteando la construcción de otra gigafactoría en la Comunidad Valenciana.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_