_
_
_
_

El nuevo ‘hub’ de electromovilidad de Barcelona empieza a contratar a extrabajadores de Nissan

La industria se comprometió a emplear a 600 exprofesionales de la marca nipona en este 2023 para poner en marcha las plantas de Zona Franca y Montcada i Reixac, que llevan más de un año cerradas

Nissan
En la imagen, las instalaciones de Nissan Zona Franca.Albert Garcia (EL PAÍS)

El ‘hub’ de electromovilidad que se ha hecho cargo de la reindustrialización de Nissan ha empezado ya a contratar a trabajadores para preparar la vuelta a la actividad de los centros de Zona Franca y Montcada, en Barcelona, donde se prevé que se inicien las tareas de mantenimiento tras la Semana Santa.

De momento, el ‘hub’ que lideran QEV Technologies y Btech ha contratado a 15 personas que serán las que se encargarán fundamentalmente de diseñar el plan de incorporaciones de los próximos meses, según han confirmado fuentes de este consorcio.

Además, se han publicado otras diez vacantes para operarios de mantenimiento que serán ocupadas por exempleados siguiendo el orden establecido en el acuerdo firmado entre el ‘hub’ y los sindicatos, con la participación del SOC, el servicio de empleo de la Generalitat.

Fuentes sindicales han explicado que la previsión inicial es que esta decena de trabajadores puedan ser contratados de manera casi inminente para que puedan arrancar después de Semana Santa las tareas de mantenimiento de las plantas de Zona Franca y Montcada i Reixac, que llevan más de un año cerradas.

Para entrar en este grupo tendrán prioridad los exempleados de mayor edad y con más antigüedad y los que tengan alguna discapacidad. En total, unos 1.250 antiguos trabajadores de la multinacional nipona están a la espera de ser contratados por el ‘hub’, que se propone fabricar vehículos eléctricos.

El ERE de Nissan dejó sin trabajo a finales de 2020 a 2.525 empleados, de los que 1.100 accedieron a prejubilaciones y algo menos de 1.400 esperaban la recolocación, aunque unos 60 han encontrado otras salidas y han renunciado a esta opción y otros 60 han sido contratados por el fabricante de motos eléctricas Silence, que ocupa ya una parte de Zona Franca.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El ‘hub’ se ha comprometido de momento a efectuar 600 contrataciones este 2023, con lo que quedarían algo más de la mitad de los antiguos empleados de Nissan por encontrar una salida laboral.

No se cuentan aquí, sin embargo, los empleos indirectos que se perdieron: entre trabajadores directos e indirectos, los afectados por el cierre de Nissan rondaron los 20.000.

Los sindicatos han urgido al ‘hub’ y a las administraciones públicas a buscar fórmulas imaginativas para garantizar que toda la plantilla pueda recolocarse antes de acabar este 2023, cuando agotarán el paro. Entre estas fórmulas se encuentran el reparto del trabajo a través de contratos voluntarios de media jornada o que tareas como las de limpieza, que antes se subcontrataban, puedan ser realizadas por la plantilla de Nissan en una primera etapa.

La planta de Nissan en Zona Franca, que cuenta con cerca de 500.000 m2, era la más importante de la multinacional en Barcelona y su gestión fue adjudicada al operador logístico Goodman en alianza con el ‘hub’, que también utilizará la planta de Montcada. De esta superficie, el ‘hub’ utilizará unos 300.000 m2, mientras que Goodman explotará directamente unos 100.000. El resto lo ocupará el centro técnico de Nissan y la fábrica de vehículos biplaza de Silence.

Puedes seguir a EL PAÍS Catalunya en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_