LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

La Generalitat frena dos hospitales montados por el Ejército y la Guardia Civil en Cataluña

Salud argumenta que las instalaciones de Sabadell y Sant Andreu de la Barca no reunían los “criterios técnicos” necesarios

Trabajos de montaje del hospital de campaña de Sabadell.
Trabajos de montaje del hospital de campaña de Sabadell.Cristobal Castro

La Generalitat catalana, presidida por Quim Torra, ha frenado la construcción o puesta en marcha de dos hospitales de campaña en Sabadell y Sant Andreu de la Barca que estaban montando el Ejército y la Guardia Civil para aliviar la saturación que viven los centros médicos de referencia en esas ciudades metropolitanas de Barcelona. Los alcaldes se lamentan de la falta de colaboración institucional, mientras que la consejera de Salud, Alba Vergès, negó este miércoles en el Parlament que el Govern haya rechazado “la ayuda de nadie” y esgrimió “criterios técnicos".

El rechazo a la ayuda del Ejército a la Generalitat en la lucha contra el coronavirus fue verbalizado por el consejero de Interior, Miquel Buch, el 18 de marzo: “Es del todo innecesario”, declaró. “Seguro que hay otros territorios del Estado español donde el Ejército se puede desplegar, en Cataluña no nos hace falta”. Con el paso de los días y la propagación del virus la Generalitat dio un giro de 180 grados y acabó pidiendo la ayuda de la Unidad Militar de Emergencias (UME) para desinfectar residencias de ancianos y otras instalaciones. Sin embargo, ahora ha frenado la construcción de dos infraestructuras hospitalarias.

El hospital de campaña de Sant Andreu de la Barca se construyó en un polideportivo municipal para reforzar las necesidades del hospital comarcal Martorell, que cubre un área de 160.000 personas. La instalación, impulsada por el Ayuntamiento, se acabó hace 15 días, tiene capacidad para 140 camas y fue una de las primeras que se montó en Cataluña, pero la Generalitat ha rechazado utilizarla. Se habilitó en 24 horas con el aval técnico de Médicos Sin Fronteras y los efectivos de la Guardia Civil. “No sé si es eso lo que les ha molestado, pero cada día visitamos entre 40 y 60 personas en sus casas que se están muriendo solas mientras ese hospital está vacío”, se lamenta Enric Llorca (PSC), alcalde de Sant Andreu de la Barca y médico de asistencia primaria en activo. En esa población tiene su sede la comandancia de la Guardia Civil en Cataluña y es el mayor acuartelamiento en esta comunidad.

“No hemos renunciado a nadie ni a la ayuda de nadie. Todo lo que necesitemos pedir para las personas, lo haremos, pero cuando los Ayuntamientos ponen a disposición pabellones u otros espacios se ha de hacer con criterios compartidos”, argumenta la consejera de Salud, informa Jessica Mouzo. “Yo creo que los enfermos de Covid-19 que no estén graves estarían mejor ahí que contagiando a otras personas”, se lamenta Llorca, quien recuerda que él está “en la trinchera” como alcalde y médico y carga contra “los que están en los despachos y rechazan la colaboración”. Explica también que el Ayuntamiento habilitó hace 10 días un hotel medicalizado con 47 habitaciones que tampoco usa la Generalitat.

En el caso del hospital de Sabadell, la instalación quedará lista este jueves con 210 camas. Ayudará a descongestionar el hospital del Parc Taulí, que atiende a 400.000 personas. En este caso lo empezó a montar la UME en una pista de atletismo con tiendas de campaña ofrecidas por el Ejército y que vinieron de Salamanca con el beneplácito del Servicio Catalán de la Salud. Cuando estaba acabado, una responsable de este organismo se negó a que los militares continuasen con la instalación por la tela empleada en las tiendas y ordenó que lo desmontaran el 31 de marzo. Al día siguiente, la alcaldesa de la ciudad, Marta Farrés (PSC), visitó el hospital y censuró la actuación de la Generalitat. Media hora después recibió la llamada de Vergés, ofreciendo una solución que dos días antes había negado: los plafones necesarios para montar el hospital en lugar de las tiendas de campaña.

“Yo creo que, pese a todo, los enfermos hubieran estado mejor durmiendo ahí que no como han estado en las escaleras de urgencias del Parc Taulí”, dice la alcaldesa. La Generalitat argumenta que ese hospital se construyó “con el método del Ejército, pensando en crisis humanitarias”.

La Administración catalana se negó a pagar el alojamiento de los militares en los hoteles, que ha asumido el Ayuntamiento, explican fuentes del Gobierno central. “El problema es que la Generalitat siempre pretende que quede claro que no necesitan al Estado, pero al final les desborda la realidad”, aseguran las mismas fuentes. La entidad Impulso Ciudadano ha denunciado ante el Defensor del Pueblo las “trabas” del Govern.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

- Pincha aquí para suscribirte a la newsletter diaria sobre la pandemia

Más información

Lo más visto en...

Top 50