_
_
_
_

El PSOE acusa al PP de “incitar al enfrentamiento cívico” por su ofensiva contra la amnistía

Gamarra precisa que el mitin convocado en Madrid en vísperas de la investidura de Feijóo está abierto a todos los ciudadanos y organizaciones, pero es un acto de partido

Patxi López portavoz del PSOE
El portavoz del PSOE, Patxi López, durante la rueda de prensa de este jueves en el Congreso.FERNANDO ALVARADO (EFE)
Javier Casqueiro

El ambiente político del país se caldea a medida que se acerca la sesión de investidura —previsiblemente fallida— del popular Alberto Núñez Feijóo, convocada para los días 26 y 27 de septiembre. La decisión del PP de celebrar, dos días antes, un acto en la calle en protesta por la hipotética ley de amnistía que los partidos independentistas exigen al Gobierno de Pedro Sánchez para apoyar su reelección ha inflamado los ánimos. El portavoz parlamentario del PSOE, Patxi López, escuchó este jueves en su despacho del Congreso los ataques preventivos de la portavoz popular, Cuca Gamarra —que dio por hecho que las concesiones al independentismo ya han comenzado— y compareció a continuación para acusar al PP de incitar “al enfrentamiento cívico” y a la confrontación.

La actividad política en el Congreso en esta recién comenzada XV legislatura aún no funciona a pleno rendimiento, pero en las primeras reuniones ya se aprecia que el tono de duros y broncos enfrentamientos de la anterior podría ser fácilmente superado. Este jueves se celebró la primera Junta de Portavoces, con un solo asunto en el orden del día: la autorización para que, a partir de la semana próxima, los diputados puedan utilizar en el Congreso cualquiera de las lenguas que son cooficiales en algunas comunidades autónomas (catalán, euskera y gallego). Esa medida, aprobada el miércoles por la mayoría que tienen PSOE y Sumar en la Mesa, se aplicará de forma provisional —con un grupo reducido de apenas cinco intérpretes privados contratados temporalmente— antes de que esté aprobada la reforma del Reglamento que la hará posible.

La Presidencia del Congreso ha optado por impulsar la medida, demandada por los partidos independentistas, a toda prisa; y tanto ese procedimiento de urgencia como el fondo de la concesión han soliviantado al PP y a Vox, que han presentado recursos de reconsideración ante la Mesa. Este órgano los frenará de nuevo la semana que viene, justo antes de que comiencen los plenos en los que se aprobará la reforma y en los que ya se podrá hablar en esas lenguas.

Críticas preventivas

La portavoz del PP, Cuca Gamarra, entiende que esa urgencia y la decisión de aprobar un cambio relevante en las reglas de juego del Parlamento sin buscar antes el máximo consenso es “una falta de respeto a la legalidad y a los usos parlamentarios”. Pero Gamarra y antes la portavoz de Vox, Pepa Millán, lo que en realidad hicieron en sus respectivas comparecencias fue deslizar una serie de críticas preventivas a las cesiones que a su juicio está dispuesto a hacer Pedro Sánchez para lograr su investidura.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Gamarra explicó que el acto del próximo 24 de septiembre lo “impulsa y promueve el PP en el marco del proceso de investidura”, aunque será al aire libre, en la Plaza de España de Madrid, para que “cualquier ciudadano que quiera acudir pueda hacerlo”. “Defendemos la igualdad entre todos los españoles. Ese es nuestro objetivo y el de la convocatoria”, dijo, y remarcó que se hará en un espacio abierto “para que no solo sea un acto político de partido, sino que también pueda sumarse cualquier ciudadano que lo considere”. “Pero es un acto del PP en el marco de una investidura”, insistió. “Si hay otros ciudadanos” y “otras organizaciones” que quieren asistir, “nadie impide que alguien acuda”. “Pero que nos lo comuniquen”, añadió.

En ese contexto, y tras escuchar además las sucesivas intervenciones en los últimos días del expresidente popular José María Aznar —que ha llamado a combatir las supuestas negociaciones del PSOE para una amnistía a los encausados del procés como a ETA en la época del ¡Basta Ya!—, el portavoz socialista, Patxi López, llegó sulfurado a la sala de prensa del Congreso. Apenas hizo falta preguntarle nada. Ironizó primero con que “Feijóo convoca como candidato a una investidura una manifestación contra otro candidato que aún no ha sido designado candidato”, para remarcar así que en realidad ese acto es “contra Sánchez, contra la convivencia y contra la concordia”. El dirigente socialista vasco contrapuso la actual reducción de la conflictividad política y social en Cataluña tras el último mandato del Gobierno de Sánchez “con otros, que trabajan para incitar el enfrentamiento cívico con sus llamamientos al riesgo de la integridad de España”.

Patxi López acusó así al PP de Feijóo, y de Aznar, de “señalar al enemigo e incitar al enfrentamiento por su propia incapacidad”, y fue ahí cuando volvió a recalcar la pérdida de tiempo en la que, en su opinión, ha incurrido durante estas semanas el candidato del PP por intentar ser investido cuando es evidente que no lo conseguirá. Le reprochó especialmente a Feijóo que en todos estos días de exposición no haya sido capaz de concretar o perfilar cuál es su propuesta para España y en particular “para encajar a Cataluña”.

El portavoz del PSOE no se ahorró casi ninguna descalificación contra los intentos de “enfrentamiento, confrontación, división o imposición”, como retrató al PP de Feijóo. Algo que hicieron antes también, en sus respectivas ruedas de prensa en el Congreso, los portavoces de Sumar. La portavoz principal, Marta Lois, reiteró su petición de que el candidato popular se retire. Patxi López no secundó esa idea porque sostuvo que es el Rey el que le encargó esa sesión de investidura y comprende que ahora es el turno del líder del PP.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_

Sobre la firma

Javier Casqueiro
Es corresponsal político de EL PAÍS, donde lleva más de 30 años especializado en este tipo de información con distintas responsabilidades. Fue corresponsal diplomático, vivió en Washington y Rabat, se encargó del área Nacional en Cuatro y CNN+. Y en la prehistoria trabajó seis años en La Voz de Galicia. Colabora en tertulias de radio y televisión.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_