_
_
_
_
_

Los damnificados en las listas del PSOE: “Que te veten no es agradable, pero claro que voy a hacer campaña por el partido”

Los aragoneses Ignacio Urquizu y Óscar Galeano se vuelven a quedar fuera de las listas al Congreso como en 2019. Andrea Fernández expresó su desacuerdo por el descarte de feministas relevantes y la ausencia de paridad en varias provincias

PSOE vetos listas 23J
Ignacio Urquizu, alcalde de Alcañiz (Teruel), en junio de 2019.

El comité federal del PSOE aprobó el sábado las listas al Congreso y al Senado para las elecciones del 23 de julio a mano alzada por unanimidad. Pese al malestar de las federaciones de Aragón, la Comunidad Valenciana y Castilla y León, los socialistas, muy tocados tras la debacle del 28-M, tiraron de disciplina y cerraron filas en una votación que contó incluso con el respaldo del líder territorial más molesto con los cambios impuestos por Ferraz.

“Que nadie lo ponga en duda, nos vamos a dejar la piel para ganar las próximas elecciones con las listas que se aprueben en este comité federal”, finalizó Luis Tudanca su intervención a puerta cerrada, pese a su enfado por las modificaciones en las candidaturas de Valladolid y Ávila. Allí llegó a dimitir la decena de integrantes de la plancha al Parlamento por la entrada de Manuel Arribas como número uno en lugar de la secretaria de organización provincial, Yolanda Vázquez.

En el PSOE de Aragón también hubo una oleada de dimisiones. El secretario general de Castilla y León, la única voz “discordante” de cuerpo presente, como él mismo recalcó —no asistieron Emiliano García-Page, presidente de Castilla-La Mancha, ni el aragonés Javier Lambán— alertó de que el PSOE “podría trasladar el mensaje de que parte del partido estuviera pensando más en el 24 que en el 23: en el día después de unas elecciones que en el día de las elecciones”. Nadie más dijo nada sobre la última marejada interna. Pero la víspera al comité federal sí hubo una protesta. Y muy simbólica.

Andrea Fernández, secretaria de igualdad del PSOE y número cuatro del partido, manifestó expresamente la tarde del viernes en la comisión de listas su desacuerdo con las mismas, informan a EL PAÍS fuentes que acudieron a la reunión del órgano. El descarte de feministas relevantes y la ausencia de paridad en varias provincias —en Madrid y Jaén no se respetan las listas cremallera y los dos primeros puestos al Senado son para hombres— motivaron su abstención. A diferencia de la exvicepresidenta primera Carmen Calvo, recolocada como cunera por Granada en vez de por Córdoba —donde el ministro de Agricultura, Luis Planas, la encabezará por delante de la secretaria provincial, Rafaela Crespín—, una de las diputadas revelación de la legislatura, Laura Berja, se cayó de las listas.

La portavoz de Igualdad en el Congreso no repetirá en las listas de Jaén. Lo mismo que Beatriz Carrillo: la presidenta de la comisión de seguimiento y evaluación de los acuerdos del Pacto de Estado en materia de Violencia de Género y secretaria de Políticas Sociales, Mayores y Movimientos Sociales en la ejecutiva del PSOE no repitió como tres por Sevilla. La misma Andrea Fernández, elegida responsable de Igualdad en el 40º Congreso Federal del PSOE en octubre de 2021, no tiene garantizado el escaño por León, donde va de número dos como en 2019 tras el secretario provincial, Javier Cendón. Fernández no acudió al comité federal, al igual que el secretario provincial y alcalde de Valladolid, Óscar Puente, que discrepa de la sustitución de Sara Galván, número uno al Senado, en lugar de Javier Izquierdo, secretario de Estrategia y Acción Electoral de la dirección federal del PSOE.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Mientras el PSOE entraba en modo campaña en el comité federal y los barones le concedían a Pedro Sánchez una tregua por unas listas que han blindado a la mayoría de los ministros y a pesos pesados de La Moncloa, a casi 400 kilómetros de distancia, Urquizu, alcalde de Alcañiz (Teruel), exdiputado nacional, profesor de sociología y uno de los damnificados por su salida de las listas, ya había asumido su exclusión sin tener que esperar a la decisión de la comisión federal de listas del viernes. “Ya me pasó en 2019, que veas que te vetan, te vetan y te vetan no es agradable. Te queda una sensación rara. No he pedido explicaciones porque tampoco sabes a quién pedirlas y solo te llega que tú no, sin conocer las razones. Igual mi perfil no encaja, pero por supuesto voy a hacer campaña. Soy el secretario general de Alcañiz y voy a hacer campaña y a pedir el voto por el PSOE. Por mi partido”, contaba el lunes a EL PAÍS camino de la entrega del Premio Rojana de la Fundación Felipe González dedicado a Alfredo Pérez Rubalcaba, y en el que este año la premiada es la histórica activista y socialista Paca Sauquillo.

“Los compañeros me llamaron para presentarme a las elecciones, no fue cosa mía. Acepté y salí con el respaldo de las 33 asambleas que se convocaron en Teruel. No daba tiempo a hacer primarias como en 2019, pero tuve el respaldo de toda la provincia. Hace cuatro años, la militancia hizo sus propuestas y saqué el 90% de los votos. Pero entonces, como ahora, decidió cambiarse la lista y lo asumí”, añade Urquizu, que depende de Teruel Existe para revalidar el bastón de mando este sábado. El cabeza de lista volverá a ser Herminio Sancho, el mismo que en las últimas elecciones legislativas.

El caso de Urquizu es similar al de otro exdiputado nacional, Óscar Galeano, aunque este sí ha entrado en las listas como número tres al Senado por la circunscripción de Zaragoza. Pero la idea original no era esa. “Te das cuenta de que hay otras prioridades frente a ti en las listas. El proceso en 2019 fue el mismo que ahora: a propuesta de las federaciones, se presentaron candidatos de cada provincia, y resulté elegido como número dos tras Susana Sumelzo. Pero me sustituyeron en la comisión de listas por Pau Marí-Klose, con el que tengo una buena relación, y me dejaron fuera. Ahora, tras las votaciones de las asambleas de militantes, iba a ser primero cabeza de lista por Zaragoza y luego número dos tras la entrada de Pilar Alegría. Al final iré al Senado. Ferraz no da explicaciones, ni cuando estás ni cuando no”, expone.

Al igual que Urquizu, Galeano revalidó el acta de diputado autonómico el 28-M, responsabilidad que desempeña desde su adiós al Congreso. “Campaña he hecho siempre. El partido nos trasciende a todos, estamos hablando de casi 150 años de historia. El PSOE sigue, los líderes y los diputados pasamos. Tenemos una responsabilidad extra al ser el PSOE, y es que las siglas van a permanecer con independencia de lo que suceda contigo, de que lo decidan en Ferraz o donde sea. Las siglas van a prevalecer porque el compromiso está por encima de cada circunstancia”, abunda Galeano. Pero las heridas ahí están y costará cerrarlas. “Los socialistas de Zaragoza y de Teruel elaboramos democráticamente unas magníficas candidaturas al Congreso y al Senado. Lamento mucho que los ciudadanos no vayan a tener la oportunidad de votarlas”, reprochó Lambán el sábado en redes sociales, minutos antes del comité federal.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_

Sobre la firma

José Marcos
Redactor de Nacional desde 2015, especializado en PSOE y Gobierno. Previamente informó del Gobierno regional y casos de corrupción en Madrid, tras ocho años en Deportes. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense y Máster de Periodismo de EL PAÍS. Trabajó en Starmedia, Onda Imefe y el semanario La Clave.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_