_
_
_
_

El piso mutante: cómo lograr espacio y luz en menos de 50 metros cuadrados

Una cama abatible, una encimera que se convierte en zona de estudio… Práctico, dinámico y disfrutable, este pequeño apartamento en Madrid diseñado por el arquitecto Gonzalo Pardo es un mundo, el de la consultora italiana Ceci Spampinato

También escondida en la  pared al fondo, se despliega una cama abatible para invitados.
También escondida en la pared al fondo, se despliega una cama abatible para invitados. ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

La italiana Ceci Spampinato se formó como arquitecta en España. Y se quedó a vivir aquí. Hoy trabaja como consultora tecnológica. Por eso pidió al arquitecto Gonzalo Pardo que diseñara su apartamento. En realidad, le pidió una carta de reyes. Lo quería todo: una casa cómoda, pero bonita. Práctica, pero que permitiera soñar. Tecnológica, pero cercana. Y Pardo y su estudio, Gon Architects, buscaron la luz y explotaron los 47 metros cuadrados para que estuvieran siempre en uso. ¿Cómo lo consiguieron? Con flexibilidad.

La encimera es a la vez armario bajo y zona de trabajo.
La encimera es a la vez armario bajo y zona de trabajo. ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)
Libre de tabiques, un mueble de madera laminada de la marca Egger pintado en amarillo concentra armarios, zona de trabajo, puertas y estanterías. Las sillas son de Ikea. Y la mesa, del Rastro.
Libre de tabiques, un mueble de madera laminada de la marca Egger pintado en amarillo concentra armarios, zona de trabajo, puertas y estanterías. Las sillas son de Ikea. Y la mesa, del Rastro.ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)
El espacio se usa todos los días y se altera cuando es necesario.
El espacio se usa todos los días y se altera cuando es necesario.ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)
La encimera de Silestone de la cocina desciende para convertirse en mesa de trabajo. La lámpara móvil Mayday, de Grcic, la produce Flos.
La encimera de Silestone de la cocina desciende para convertirse en mesa de trabajo. La lámpara móvil Mayday, de Grcic, la produce Flos.ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)

Con el apartamento sin tabiques, ahora hay muebles que cambian de posición, estancias que se suman espacialmente y luz, la natural del ático y la que emana del amarillo de la intervención de los arquitectos. Sin los tabiques que dividían este piso en el corazón de Madrid, el apartamento es uno y muchos. Una cama abatible surge del muro del fondo, la encimera se rebaja como zona de estudio y el nuevo mueble amarillo de casi seis metros de largo y 60 centímetros —como los electrodomésticos— de profundidad no solo imprime el carácter del piso, también organiza el espacio. Y lo limpia, absorbiendo armarios, puertas, estanterías y el cabezal de la cama. ¿Resultado? Lúdico, luminoso, cambiante. Y amarillo.

El mueble amarillo es el cabezal de la cama. El globo es de Ikea.
El mueble amarillo es el cabezal de la cama. El globo es de Ikea.ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)
El amarillo construye también la encimera del baño. El lavabo es de Roca. Los grifos, de la marca Clever, y las linestras son de Osram.
El amarillo construye también la encimera del baño. El lavabo es de Roca. Los grifos, de la marca Clever, y las linestras son de Osram.ImagenSubliminal (Miguel de Guzmán & Rocío Romero)

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_