Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mel B ‘se arranca’ de la piel el nombre tatuado de su exmarido

La ex Spice Girl no ha borrado el tatuaje de una forma convencional, se ha sometido a una cirugía para eliminar el nombre de Stephen Belafonte. Ahora tiene 13 puntos de sutura

Melanie B en los premios Emmys en 2016.
Melanie B en los premios Emmys en 2016.

Mel B sí que sabe cortar por lo sano. Después de poner fin a 10 años de matrimonio con Stephen Belafonte el pasado marzo, la cantante no ha dudado en eliminar cualquier rastro del productor, incluido el tatuaje en su honor que lucía en las costillas. “Stephen, mi corazón será tuyo hasta que la muerte nos separe”, decía la frase de amor que la ex Spice Girl se tatuó en 2010. Ahora, la que es juez en America’s Got Talent ha decidido pasar por el quirófano para arrancarse de la piel, literalmente, el nombre de su exmarido. La intervención le ha dejado trece puntos de sutura y una cicatriz al comienzo de la frase que no ha querido eliminar del todo.

“Quería quitarme el tatuaje para ayudar a cerrar el capítulo final de una relación tóxica. Aunque he tomado las medidas necesarias para eliminar el nombre de Stephen de mi cuerpo, el recuerdo del abuso doméstico que he sufrido me acompañará siempre”, explicó Mel B el pasado 12 de diciembre a Mail Online. La cantante, de 42 años, se casó con Belafonte en 2007 y el pasado mes de marzo se divorciaba alegando “diferencias irreconciliables” y abuso doméstico y comenzó una lucha por la custodia de la hija que tienen en común, Madison, de seis años.

En abril, la cantante consiguió una orden de alejamiento de su expareja, a quien acusaba de haberla golpeado, obligado a mantener tríos con otras mujeres y amenazado con hacer públicos vídeos sexuales para perjudicar su carrera. Belafonte, por su parte, siempre ha negado las acusaciones de violencia machista y le reclamó una pensión a la artista.

Mel B y Stephen Belafonte en 2014. ampliar foto
Mel B y Stephen Belafonte en 2014.

La larga batalla judicial, que ha durado alrededor de ocho meses, terminaba a finales del pasado mes de noviembre con un acuerdo por el que finalmente Mel B le pagará a su exmarido casi 7,5 millones de euros y lo correspondiente a la mitad del valor de la casa que compartían como matrimonio. La expareja también ha llegado a un acuerdo sobre su hija en común: ambos compartirán la custodia y ninguno deberá pagar una pensión al otro para sus cuidados, según los documentos legales obtenidos por TMZ. Una disputa que ha terminado también con el compromiso de Belafonte de destruir cualquier vídeo comprometedor de sus años de relación. Según reveló The Sun, si en el futuro él llega a romper este último punto del acuerdo, deberá pagarle a la artista una cifra millonaria.

Mel B en una foto publicada en Instagram con el tatuaje antes de eliminar el nombre de su exmarido.
Mel B en una foto publicada en Instagram con el tatuaje antes de eliminar el nombre de su exmarido.

La pasión de Mel B por los tatuajes va más allá de la frase que cubre de arriba abajo su costado izquierdo. La ex Spice Girl tiene un gran dragón en su omóplato izquierdo, una representación de un fénix en su brazo derecho, en honor de su hija mayor, Phoenix Chi, varios tribales, incluyendo uno en la zona baja de la espalda, varias letras chinas en su estómago y el nombre de su exnovio y padre de su hija Angel, el actor Eddie Murphy, escrito en la cadera.