Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Spice Mel B pagará siete millones a su ex tras su acuerdo de divorcio

La cantante pagará durante tres años una pensión a Stephen Belafonte, que deberá destruir los vídeos sexuales que tenga de los 10 años de matrimonio con la artista

El productor Stephen Belafonte y la cantante Mel B. Ampliar foto
El productor Stephen Belafonte y la cantante Mel B.

La noticia del divorcio de la ex Spice Girl Melanie Brown saltó a los medios el pasado mes de marzo. Y la historia no era una ruptura más: tras una década en común, la cantante presentaba la demanda de separación alegando diferencias irreconciliables y acusaba a su expareja, el productor Stephen Belafonte, de haberla golpeado, obligado a hacer tríos con otras mujeres y de amenazarla con hacer públicos vídeos sexuales para destruir su carrera. Una batalla judicial de ocho meses que ha terminado con un acuerdo por el que Mel B le pagará a su exmarido 6,5 millones de libras (7,4 millones de euros).

Según ha informado The Sun, Mel B tendrá que pagar una pensión a Belafonte de tres millones de libras (3,4 millones de euros) repartidos durante los próximos tres años y, además, le debe dar los 3,5 millones de libras (casi cuatro millones de euros) correspondientes a la mitad de la casa que compartía la pareja. También han llegado a un acuerdo sobre su hija en común, Madison (de 6 años): ambos compartirán la custodia y ninguno deberá pagar una pensión al otro para sus cuidados, según los documentos legales obtenidos por TMZ. Una disputa que ha terminado también con el compromiso de Belafonte destruir cualquier vídeo comprometedor de sus años de relación. Según han revelado al periódico británico, si en el futuro él llega a romper este último punto del acuerdo, deberá pagarle a la artista y jurado de America’s Got Talent millones.

I say just jump,I dare you,me and you both feet gooooooo! #liveyourlifenow #doitforyou #happyontheinsideandout BOOM

Una publicación compartida de Mel B (@officialmelb) el

El acuerdo, que aún tiene que ser ratificado por el juez, ha sido alcanzado por la expareja una vez que se ha cerrado las demanda por violencia doméstica y se ha levantado la orden de alejamiento que solicitó Mel B, de 42 años, el pasado abril en un juzgado de Los Ángeles contra el productor y su exniñera, Lorraine Gilles, a los que acusaba de haber ideado un complot para extorsionarla. Así, el Belafonte, de 42 años, ha podido volver a ver a su hija y la intérprete se ha evitado el juicio en el que podían ver la luz 56 vídeos, muchos de ellos con contenido sexual e imágenes en las que al parecer ella aparece bajo los efectos del alcohol y las drogas.

Aunque todavía queda algo pendiente de resolver entre ambos. Belafonte reclama poder ver a Angel, la hija que Melanie Brown tuvo con Eddie Murphy (que el actor reconoció tras una larga batalla legal) y que él ha criado desde que nació en abril de 2007, pues se casó con la cantante en Las Vegas dos meses antes. Además, la demanda por difamación de la exniñera contra Mel B sigue su curso.

Mel B, a principios de septiembre a su llegada a un juzgado de Los Ángeles para una vista sobre su divorcio. ampliar foto
Mel B, a principios de septiembre a su llegada a un juzgado de Los Ángeles para una vista sobre su divorcio.

Varios frentes legales en los que según los medios británicos Mel B se habría gastado ya 500.000 libras y que también revelaron el alto tren de vida que ha acabó con su cuenta corriente tiritando. Los ostentosos caprichos de la cantante británica van desde comprar una isla privada en Virginia, que la ex Spice Girl regaló a su expareja por su cumpleaños, hasta gastarse más de un millón de euros en una colección de coches de lujo y comprar caras joyas, ropa y bolsos.

Más información