Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El meteorito que ayudó a los mamíferos a conquistar la Tierra

Hallados restos de un impacto hace 55 millones de años que aceleró el cambio climático

Cráter Barringer, en Arizona, formado por el impacto de un meteorito.

Hace unos 55 millones de años, el clima en la Tierra comenzó a cambiar de forma amenazadora. Las temperaturas aumentaron hasta nueve grados, los casquetes polares desaparecieron, el nivel del mar se elevó y hubo una extinción en masa de organismos marinos. Mientras, en tierra, aparecieron los grupos de mamíferos actuales, incluidos los primates. Aquel evento es estudiado por los científicos, pues presenta el mejor análogo del calentamiento global actual, aunque probablemente no fue tan brusco ni peligroso.

Los científicos han hallado cientos de fragmentos de vidrio conocidos como microtectitas y del tamaño de granos de arena. Serían parte del material fundido por el impacto y solidificado después

Ahora, un equipo de científicos de EE UU asegura haber encontrado las primeras pruebas de que el proceso lo inició el impacto de un meteorito. En un estudio publicado hoy en Science, el equipo de Dennis Kent, de la Universidad de Columbia, mantiene que un cometa chocó con la Tierra justo en el tiempo en el que comenzó el “Máximo Térmico del Paleoceno-Eoceno" (MTPE), caracterizado por la liberación de grandes cantidades de carbono que comenzaron a calentar el planeta. Los científicos han hallado cientos de fragmentos de vidrio conocidos como microtectitas y del tamaño de granos de arena. Serían parte del material fundido por el impacto y solidificado después. El equipo los ha extraído de antiguos sedimentos submarinos en el estado de Nueva Jersey.

“Esta puede ser la zona cero” del máximo térmico, argumenta Kent. “De repente las temperaturas subieron y esta puede ser la explicación”, asegura el científico en una nota de prensa difundida por su universidad. “Tiene que ser más que una coincidencia que haya un impacto justo en este tiempo”, resalta por su parte Morgan Schaller, geoquímico del Instituto Politécnico Rensselaer y autor principal de la investigación.

La hipótesis más aceptada hasta ahora es que la liberación masiva de carbono se debió a erupciones volcánicas durante un periodo de entre 5.000 y 20.000 años. El proceso se acentuó cuando grandes cantidades de metano que habían permanecido heladas en el fondo del mar se derritieron, reforzando el efecto invernadero.

El carbón a bordo del cometa pudo desencadenar el calentamiento global, mantienen los autores. Y puede que ese proceso actuará en paralelo con otros, como el derretimiento del metano, añaden.

Uno de los fragmentos de vidrio hallados en Nueva Jersey ampliar foto
Uno de los fragmentos de vidrio hallados en Nueva Jersey

Hace más de tres décadas, un equipo científico encontró iridio y tectitas de vidrio en sedimentos de la península de Yucatán, en México. Fueron las primeras pruebas que confirmaban que un gran meteorito pudo provocar la extinción de los dinosaurios hace unos 65 millones de años. “Desde entonces hemos visto muchísimos estudios que proponen eventos similares y que después resultan no ser nada”, advierte Birger Schmitz, investigador de la Universidad de Lund (Suecia).

El experto reconoce que también hay “mucho escepticismo” en la comunidad científica sobre el nuevo hallazgo en Nueva Jersey. “En los últimos 20 años se han hecho un montón de estudios sobre el comienzo del PETM sin que se hayan encontrado indicios del impacto de un asteroide o un cometa”, resalta. “Algunos de los más detallados” los ha hecho Birger junto a Victoriano Pujalte en el País Vasco, señala.

El experto en meteoritos cree que el hallazgo de los cristales supone “un descubrimiento muy importante, pero solo si otros grupos lo confirman”. Si esos cristales son genuinos, dice, todo apunta a que el cometa o asteroide era muy pequeño, unas 1.000 veces menor que el que acabó con los dinosaurios. “Este tipo de cuerpos caen a la Tierra todo el tiempo sin causar una perturbación global”, así que es difícil argumentar que aquel cuerpo por sí solo sí pudo hacerlo. “Si realmente fue el causante es porque cayó en una zona especialmente delicada, como por ejemplo un gran depósito de petróleo”, aventura.

“Si realmente fue el causante es porque cayó en una zona especialmente delicada, como por ejemplo un gran depósito de petróleo

Por ahora no se ha encontrado ningún cráter en la zona. Tampoco se ha datado los cristales de forma directa, solo los sedimentos que lo contenían, por lo que aún cabe la duda de si hubo o no un impacto en esa época. El experto sueco dice que sus colegas estadounidenses le han enviado muestras de los cristales hallados para que él mismo los analice y confirme que demuestran un impacto.

Para Jesús Martínez-Frías, Jefe del Grupo de Investigación del CSIC de Meteoritos y Geociencias Planetarias, las esferas de vidrio halladas suponen una prueba “inequívoca de un impacto”. En su opinión, el cambio climático fue originado probablemente provocado por causas “complementarias”, tanto impactos como volcanismo.

En cualquier caso aquel cambio climático fue mucho más benigno. Se calcula que el ritmo de calentamiento actual es 10 veces más rápido, tanto que posiblemente lleve a la extinción de una de cada seis especies.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información