Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
Debate de investidura

Gómez propone una comisión para dialogar con el 15-M en la Asamblea de Madrid

Aguirre se niega a hablar con quienes son "incapaces de canalizar sus inquietudes" por cauces democráticos.- Gordo también hace un guiño a los indignados al asumir "muchas" de sus reivindicaciones.- UPyD pide que Madrid lidere la "vuelta al Estado común" y devuelva competencias

Tomás Gómez, durante su intervención en la segunda jornada del debate de investidura.
Tomás Gómez, durante su intervención en la segunda jornada del debate de investidura. BERNARDO PÉREZ

En la segunda sesión del debate de investidura en la Asamblea de Madrid, el portavoz del grupo socialista, Tomás Gómez, ha propuesto que una comisión de los cuatro grupos representados en el Parlamento regional abra un diálogo con el movimiento 15-M. En caso de que la Cámara rechace su iniciativa, ha asegurado que el PSOE lo hará en solitario. En su réplica, Esperanza Aguirre le ha afeado en tono chulesco la propuesta, al subrayar que con los que quiere hablar Gómez son los mismos que han obligado hoy al presidente catalán, Artur Mas, a acudir en helicóptero al Parlamento catalán, donde se debaten los presupuestos. "Si quiere dialogar con el 15-M, pídaselo a Rubalcaba, lo mismo así se van de Sol", le ha recomendado Aguirre, en referencia a los 50 irreductibles que permanecen allí acampados.

En la puerta de la Cámara de Vallecas había apostadas tres furgones policiales pero, a diferencia de lo que ocurre en Barcelona, no se ha visto ni un indignado. No han hecho acto de presencia ni ayer, cuando arrancó el debate, ni hoy, cuando la sesión ha concluido con Aguirre elegida por tercera vez presidenta de Madrid. Sí que estuvieron los indignados en la investidura del alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón.

El 'no' de Aguirre

Gómez, que la pasada legislatura no pudo enfrentarse en un cara a cara con su principal rival al no ser diputado regional, estrenó ayer escaño y hoy se ha batido por primera vez en la Asamblea con Aguirre. Ambos han revivido en la Cámara regional las acusaciones de mentir que se lanzaron durante la campaña electoral y han responsabilizado a sus respectivos partidos del aumento del paro en Madrid. Al margen de este cruce de críticas, la primera "propuesta formal" de Gómez a la Asamblea pretende abrir un cauce de diálogo con los indignados, que durante un mes han reclamado en acampadas por todo el país una regeneración de la vida política. Ningún político se ha atrevido a acercarse a este movimiento que, sin embargo, clamaba por hacer oír sus reivindicaciones. Tras levantar los campamentos, el 15-M está derivando en un marcaje a los políticos.

La intención del líder de los socialistas de Madrid es "romper el muro de silencio" que, en su opinión, rodea a la institución parlamentaria madrileña. En su réplica, Aguirre ha rechazado la oferta y ha dicho que no hablará con quienes son "incapaces de canalizar sus inquietudes" por cauces democráticos y del Estado de Derecho. La aspirante a la reelección ha descartado de plano dialogar con "quienes solo reconocen como democráticas las asambleas callejeras", con quienes "coaccionaron" a alcaldes y concejales en las sesiones constitutivas de los ayuntamientos" o con quienes se han plantado hoy ante el Parlamento catalán. "¿Con esos es con los que hay que hablar?, ¿apoyan ustedes eso?", ha preguntado Aguirre a Gómez, a la vez que ha recordado que lo democrático es "canalizar las inquietudes" ciudadanas "por muy legítimas que estas sean", a través de los cauces de la democracia "sin apellidos" y no "criticar a los políticos, decir luego que no les representan y después tomar la calle".

Tampoco parece contar con mucho apoyo la propuesta de Gómez entre el resto de los grupos. Gregorio Gordo, que ha recordado que IU comparte muchas de las propuestas de este movimiento, ha considerado que la "política de los gestos" no resuelve problemas, y ha instado a Gómez a que ayude a los jóvenes sin futuro cambiando las políticas que hace el PSOE en el Gobierno de la nación. Luis de Velasco (UPyD) ha dicho que no apoyará la creación de esta comisión porque es "innecesaria". Íñigo Henríquez de Luna también ha rechazado caer en una democracia "asamblearia" porque es "el camino hacia el totalitarismo".

El resto de los portavoces

En su intervención, en la que ha pedido que la mayoría del PP "no anule las voluntades críticas" de la oposición, Gómez ha indicado también que a su grupo le parece "bien" la propuesta de Aguirre de crear una comisión mixta Asamblea-ayuntamientos que defina el reparto de competencias, si bien "les parecería mejor" si abordase además "la financiación de competencias impropias". Además, el portavoz del grupo socialista ha planteado un paquete de medidas para fomentar la transparencia en el Gobierno regional, entre ellas, la creación de un portal de Internet para que los ciudadanos puedan consultar en cada momento en qué se gasta el presupuesto de la Comunidad de Madrid. Además, ha pedido aumentar a dos el número de plenos semanales.

Antes que Gómez, el primero de los portavoces en tomar la palabra ha sido Luis de Velasco que ha propuesto que Madrid lidere la "vuelta al Estado común" y devuelva competencias. "Pedimos menos competencias para las comunidades autónomas", ha reclamado De Velasco en referencia a educación y sanidad. El representante de UPyD ha afirmado que, a pesar de que tienen que estudiarlo, les parecerá "bien" la reforma de la Ley Electoral propuesta ayer por Aguirre en el caso de que no suponga "reformar el bipartidismo" y que miles de votos "se vayan a la basura".

De Velasco ha cargado también contra Telemadrid, que a su juicio es un medio "absolutamente sectario" y "no es ejemplo de liberalismo". Este medio, según el partido magenta, "es incompatible con una democracia regenerada". La bancada del PP ha aplaudido el discurso de De Velasco, tras el que ha tomado la palabra Esperanza Aguirre, que puede responder a los portavoces sin límite de tiempo. La presidenta en funciones le ha contestado que pueden "estar de acuerdo" en bastantes ideas lanzadas por UPyD, pero no con la devolución de la competencia educativa al Estado. Según Aguirre, el PSOE la usa para "adoctrinar". A su juicio, si se devolvieran las competencias, Madrid perdería sus centros bilíngües o el bachillerato de excelencia que aún no existe. "En las leyes socialistas, los exámenes están prohibidos", ha asegurado la presidenta.

"La verdadera identidad de Madrid es no tener identidad, estar abierta a todos", ha subrayado Aguirre en la sesión de investidura. "Por eso no queremos que los niños aprendan los afluentes del Aluencia sino del Ganges o el Amazonas", ha remachado. Sobre Telemadrid, se ha preguntado Aguirre "¿por qué tiene que haber televisiones públicas si no hay panaderías públicas?". La presidenta ha añadido que dio instrucciones de evitar la telebasura y de fomentar el "pluralismo político" en la televisión pública madrileña, lo que ha provocado un gran abucheo y risas en la bancada de la oposición. En su contrarréplica, De Velasco ha dicho; "Sobre la segunda instrucción no le han hecho mucho caso". A De Velasco ha seguido Gregorio Gordo, que ha anunciado que la salida social a la crisis, los problemas de las relaciones laborables y "muchas" de las reivindicaciones del movimiento 15-M serán los ejes de actuación de su formación para esta legislatura. Gordo ha centrado su gran parte de sus palabras en lamentar la situación de los jóvenes madrileños, que siendo la generación "más preparada de la historia", tendrá que vivir "peor que sus padres".

"Esta Comunidad sufre una tasa de paro juvenil cercana al 50% y a los jóvenes les ha adjudicado dos medidas: la eliminación del Consejo de la Juventud, y reducir en un 8% la Inversión en Formación Profesional y la supresión de 100 becas para el personal investigador en nuestra universidad", ha denunciado. Por ello, le ha preguntado a la presidenta en funciones "qué parte no entiende de la movilización de Sol". "Nadie niega el carácter democrático y representativo de la Asamblea de Madrid, pero lo que sí decimos es que el 15-M también es democracia", ha afirmado. Después de un receso, en tercer lugar ha tomado la palabra Gómez y, por último, ha sido el turno del popular Henríquez de Luna, que ha propuesto una rebaja en el sueldo de los diputados, en la línea de UPyD.