Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un terremoto causa al menos 564 muertos y 300 heridos en el norte de Marruecos

El epicentro del seísmo, de entre 6,1 y 6,3 en la escala de Richter, se ha situado a 15 kilómetros de Alhucemas

Un violento terremoto de entre 6,1 y 6,3 de magnitud en la escala abierta de Richter ha sacudido la región de Alhucemas, en el norte de Marruecos, a las 2.27 hora local (una hora más en la España peninsular), donde ha causado al menos 564 muertos y 300 heridos, según el último balance provisional de víctimas ofrecido por la agencia oficial de noticias Magreb Arab Press (MAP). Se teme que la cifra de fallecidos, que no ha parado de crecer en toda la mañana desde los nueve muertos de los que se informó a primera hora, pueda seguir aumentando.

Con ayuda de varios helicópteros, los equipos de rescate, compuestos por efectivos del Ejército, de la Gendarmería Real, de Protección Civil, de las Fuerzas Auxiliares y de los servicios regionales y locales, trabajan frenéticamente en la búsqueda de personas enterradas en la aldea de Ait Kamara y en otras cuatro vecinas que han sufrido fuertes destrozos. En este sentido, un portavoz de Defensa Civil ha indicado que Ait Kamara, a 10 kilómetros de Alhucemas, ha quedado "completamente destruida" y que "hay muchos muertos". Según el Centro Nacional para la Investigación Científica y Técnica, el epicentro del seísmo se ha localizado precisamente en este municipio.

La agencia MAP añade que el rey de Marruecos, Mohamed VI, ha movilizado a importantes medios humanos y materiales. También la Media Luna ya ha desplegado en la región a 60 voluntarios. Las víctimas se han producido sólo en las aldeas rurales vecinas a la ciudad de Alhucemas, según la agencia, que cita a las autoridades locales y que fija la intensidad del seísmo en 5, aunque no precisa su localización. Según MAP, el constante incremento de muertos se debe a la intensificación de las tareas de salvamento gracias a llegada de los servicios de socorro a zonas aisladas. Además, en estas aldeas las construcciones son de adobe, a diferencia de la capital, más moderna y en donde el seísmo no ha causado ningún muerto. En Alhucemas, con 100.000 habitantes de mayoría berebere, sí se han producido importantes daños materiales.

La sacudida llega a Fez y Taza

Según la Oficina de Información Diplomática (OID), no hay noticia de víctimas españolas en Marruecos. Por su parte, el Instituto Geográfico Nacional español ha explicado que la intensidad del sísmo ha sido de 6,1 y que el epicentro se ha localizado a 15 kilómetros al suroeste de Alhucemas -situada en la costa mediterránea y a 50 kilómetros al oeste de Melilla- y que se ha sentido también en otras localidades marroquíes como Fez y Taza, al sur de Alhucemas.

Otras fuentes, como el Observatorio de Ciencias de la Tierra de Estrasburgo (Francia), aumentan la fuerza de la sacudida a 6,3. El lugar donde se ha registrado el epicentro del terremoto es una zona de contacto de dos placas, la placa africana y la europea, donde suelen ser habituales los movimientos sísmicos. El mayor terremoto producido en los últimos años en la región tuvo lugar el 26 de mayo de 1994, con una magnitud de 5,7 en la escala de Richter, según el Observatorio francés. Desde entonces, se han registrado una decena de sacudidas de más de 4 grados.

Las mismas fuentes del Instituto Geográfico Nacional han indicado que el temblor, de latitud 35,13 grados norte y longitud 3,99 grados oeste, se ha notado con gran fuerza a las 3.27 horas sobre todo en la ciudad autónoma de Melilla, aunque también en Ceuta, Andalucía y Murcia, aunque no se han producido daños ni víctimas. Al temblor le han seguido cientos de réplicas sísmicas de menor magnitud, aunque varias de ellas con cotas de más de 4,5. Un portavoz de la Red Sísmica española ha explicado que "la probabilidad de que haya un terremoto mayor es pequeña, pero tampoco podemos decartarlo".