Los salarios crecieron un 4,9% en 2021, el dato más alto desde 2008

En el mismo periodo los precios aumentaron un 3,1%. Los datos de la Agencia Tributaria indican que las mujeres cobran de media casi 5.000 euros menos al año que los hombres y los extranjeros, casi 9.000 menos que los españoles

Operarios de la limpieza en la calle Arenal de Madrid, el 18 de julio.
Operarios de la limpieza en la calle Arenal de Madrid, el 18 de julio.Aitor Sol

Los salarios sufren desde que la invasión rusa de Ucrania catapulta la inflación. Desde marzo los precios escalan sin parar, pero en 2021 ya daban sus primeros saltos, con un alza media del 3,1%. Los datos difundidos este martes por la Agencia Tributaria indican que los sueldos aguantaron el golpe durante el año pasado, con un alza del 4,9% respecto a 2020. Aquel fue el peor año de la pandemia, cuando tanto los precios como los salarios se contrajeron tres décimas.

El salario bruto medio en España fue de 21.519 euros anuales en 2021, según la estadística Mercado de Trabajo y Pensiones en las Fuentes Tributarias. Son casi 1.000 euros más que el año precedente (20.503 euros) y unos 2.400 euros más que hace una década (19.102 euros). El incremento registrado este año es el mayor desde 2008, cuando aumentaron un 5%. Un vistazo al registro histórico muestra la volatilidad de este parámetro, con caídas contundentes como la de 2010 (-3,49%) —en plena Gran Recesión— y alzas disparadas como la de 2007 (7,35%) —durante la burbuja inmobiliaria—.

Contrasta con la evolución de las pensiones, que dibuja un crecimiento más o menos estable en los últimos años. En la última década no han decrecido en ningún momento, a diferencia de los salarios. El aumento más pronunciado se dio en 2008, un 6,85%. Volvió a registros parecidos en 2018 y 2019 (en torno al 5,4%), mientras que en los dos últimos años han subido un 1,39% (2020) y un 1,85% (2021), más de un punto por debajo de la inflación medial anual.

Así, desde 2011 el salario medio ha crecido un 12,65% y las pensiones, un 32,84%. Teniendo en cuenta que los precios han aumentado un 13,3% en el mismo periodo, el poder adquisitivo de los trabajadores ha caído ligeramente en la última década y ha mejorado para los pensionistas.

Es improbable que este escenario estable para los salarios se repita cuando, en un año, se desvelen los datos de 2022. La inflación ha crecido en los últimos meses a un ritmo mucho mayor (un 7,3% en octubre), mientras que los sueldos no parecen haber seguido el ritmo. Según Eurostat, con datos del segundo trimestre de este año, en España los salarios crecieron un 2,7% frente al 4,4% de media de la Unión Europea. Otro estudio con datos más recientes, del Banco Central de Irlanda (que evalúa no solo las subidas salariales oficiales, sino también la variación en los anuncios de empleo) apunta que España está a la cola: mientras que entre los meses de agosto y octubre la subida media en la eurozona fue del 5,2%, en España se quedó en el 3,5%. Por debajo de Alemania (7,1%), Francia (5%) o Italia (4,2%).

Los hombres cobran más

El análisis de la Agencia Tributaria aporta otros muchos datos que ayudan a entender mejor la distribución salarial en España. Uno de los más relevantes es la permanente diferencia entre las retribuciones medias de hombres (23.734) y mujeres (19.011), casi 5.000 euros de diferencia al año. Uno de los principales motivos que explica este desfase es que la tasa de parcialidad de las mujeres es mucho mayor que la de los hombres, ya que ellas suelen asumir (normalmente por obligación) los cuidados. De los 2,62 millones de trabajadores a tiempo parcial, el 73% son mujeres, mientras que de los 17,9 millones de empleados a tiempo completo son el 41,93%. La distancia es aún mayor al comparar las retribuciones de trabajadores españoles (22.560) y extranjeros (13.918), de casi 9.000 euros.

La Agencia Tributaria también da el detalle de la distribución salarial en cantidades. Cuatro millones de trabajadores (el 21,4%) cobraban en 2021 por debajo de la mitad del salario mínimo, es decir, menos de 6.685 euros al año. Y otros 3,3 millones (el 17,56%) está entre esta cifra y un salario mínimo completo (13.370). Hay menos personas en estos dos grupos que en 2020, cuando sumaban el 42,7% de los asalariados (en 2021, el 38,8%). La suma de los que menos cobran es muy similar en proporción a la de 2019 (37,6%).

Otra forma de estratificar los salarios es por deciles de renta: cada decil agrupa a un 10% de los trabajadores, de manera que permite conocer las horquillas de sueldo que colocan a cada trabajador entre los que más o menos cobran. La Agencia Tributaria despliega este análisis para los 13 millones de empleados con salarios por encima del salario mínimo. Es decir, los agrupa en bloques de 1,3 millones de asalariados. En 2021, el 10% con menor retribución cobraba entre 13.370 y 15.002, el siguiente escalón termina en 16.670 y el tercero en 18.443.

Para esta estadística, la Agencia Tributaria no recurre al salario medio, sino al salario medio estimado, un dato que ofrece desde 2019. Explicado de forma muy resumida, esta cifra elimina el sesgo a la baja de los contratos con duración menor a un año. Así, analiza las retribuciones como si se cobraran durante un año completo. Esta cifra ahonda aún más en la brecha salarial entre hombres y mujeres, ya que no tiene en cuenta la parcialidad y persiste la diferencia: 29.367 euros brutos al año para ellos y 26.913 para ellas.

El otro gran estudio de referencia para conocer las retribuciones de los trabajadores en España es la Encuesta Anual de Estructura Salarial del Instituto Nacional de Estadística (INE), cuyo último análisis data de 2020. Indica que el sueldo medio en España es de 25.165 euros. Sin embargo, la cifra que mejor radiografía la realidad de lo que ingresa el común de los españoles no es este guarismo medio, inflado por las retribuciones más altas. El salario mediano (el que divide al número de trabajadores en dos partes iguales, los que tienen un salario superior y los que tienen un salario inferior) se queda en 20.920 euros. Y si acudimos al sueldo más frecuente, el que más españoles tenían en 2020, es de 18.480 euros. Esto son 1.320 euros brutos en 14 pagas.

Diferencias por territorios

Los datos de la Agencia Tributaria denotan diferencias importantes entre comunidades autónomas. El salario medio más alto en 2021 era el de la Comunidad de Madrid, 27.981 euros brutos, seguido del de Cataluña (24.168). Estas dos autonomías son las únicas en las que el sueldo medio estimado escala por encima de los 30.000 euros anuales. Cabe destacar que este análisis no incluye al País Vasco y Navarra, con Hacienda propia. Estos dos territorios suelen estar entre los más altos en las tablas salariales: en el último análisis del INE, el País Vasco superaba a Madrid y la comunidad foral a Cataluña. En el otro extremo se encuentran Canarias (17.925), Andalucía (17.468) y Extremadura (16.427).

Entrando en más detalles se pueden identificar disparidades entre provincias de una misma comunidad autónoma. Los peores datos de España son los de Jaén y Huelva, las únicas con salario medio por debajo de 16.000 euros brutos anuales. La provincia que acoge la capital andaluza, Sevilla, anota unas ganancias brutas de 18.751 euros por trabajador. Algo parecido pasa en Castilla y León, donde Valladolid y Burgos están entre las 10 provincias con mayor salario medio (unos 22.000), mientras Zamora se queda en el grupo de cola (18.270). El paradigma de este desfase se da en Cataluña: hay casi. 5.000 euros de diferencia anuales entre los 20.506 de Lleida y los 25.319 de Barcelona.

Además, el estudio de la Agencia Tributaria también cuantifica las diferencias salariales por sectores. Los trabajadores que más cobran son los de las entidades financieras y aseguradoras (43.982), más del doble que la media. Los otros dos sectores que completan el podio son información y comunicaciones (33.566) y la industria extractiva y la energía (29.990). Las peores retribuciones son las de agricultura, ganadería, silvicultura y pesca: 9.037 euros al año, por debajo del salario mínimo.


EL PAÍS de la mañana

Despiértate con el análisis del día por Berna González Harbour
RECÍBELO

Sobre la firma

Emilio Sánchez Hidalgo

Redactor de Economía. Empezó su trayectoria en EL PAÍS en 2016 en Verne y se incorporó a Sociedad con el estallido del coronavirus, en 2020. Ha cubierto la erupción en La Palma y ha participado en la investigación de la pederastia en la Iglesia. Antes trabajó en la Cadena SER, en el diario AS y en medios locales de su ciudad, Alcalá de Henares.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS