Mercado hipotecario

Las hipotecas sobre vivienda resisten el coronavirus: el capital prestado solo cayó un 0,8% en 2020

El mayor importe medio de los préstamos (7,4%) prácticamente compensó el menor número de firmas (-7,6%)

Dos personas pasan junto a un anuncio hipotecario en Madrid.
Dos personas pasan junto a un anuncio hipotecario en Madrid.

La crisis del coronavirus frenó en seco la progresión del mercado hipotecario, pero el impacto fue mucho menor que en otros ámbitos relacionados con el sector inmobiliario. El capital que prestaron los bancos y otros tipos de entidades para comprar vivienda se situó el año pasado ligeramente por encima de los 45.020 millones de euros, lo que supone solo un 0,8% menos que en 2019.

El virus impactó en las operaciones de compra de vivienda (sobre todo en el primer estado de alarma) y eso se trasladó también a las firmas de préstamos. Según la estadística publicada este viernes por el INE, el año pasado se constituyeron en España 333.721 hipotecas sobre viviendas, lo que supone una caída respecto a 2019 del 7,6%. Sin embargo, ese menor número se compensó con otro efecto: el importe medio de los préstamos solicitados subió hasta los 134.904 euros. Eso significa que las hipotecas que se pidieron fueron, de media, un 7,4% más altas que el año anterior (el mayor salto anual desde 2006).

Más información

En cualquier caso, la caída del número de hipotecas constituidas sobre vivienda fue muy inferior a la de las compras que se registraron, que según detalló el INE dos semanas atrás retrocedieron un 17,7% el año pasado. Esto se asocia con el hecho de que la pandemia, y la crisis que desencadenó, habría afectado más a la inversión que a las compras por necesidad. El primer perfil de adquisiciones se asocian más, en general, con pagos al contado (o, al menos, con operaciones que no requieren una financiación hipotecaria) mientras que aquellos que buscan una casa donde vivir (o como segunda residencia, pero para uso propio) piden más frecuentemente una hipoteca. “El año 2020 podría haber sido un año con más hipotecas constituidas que en 2019 si no hubiésemos tenido meses de baja actividad hipotecaria, como fueron los meses de pleno confinamiento”, valora Anaïs López, directora de comunicación de Fotocasa, destacando que la caída de actividad se concentró sobre todo en el periodo afectado por el primer estado de alarma (del 14 de marzo al 21 de junio de 2020).

Al analizar el año por comunidades autónomas, destaca la enorme heterogeneidad. Cinco (Aragón, Asturias, Extremadura, Castilla y León y el País Vasco) acabaron 2020 con más hipotecas firmadas que en 2019. Aragón es la que tuvo la mayor alza de entre todas (un 6,4% más). En el lado opuesto aparecen seis comunidades (Navarra, Castilla-La Mancha, Madrid, Canarias, Comunidad Valenciana y Cataluña) con caídas por debajo de la media. Entre estas es Navarra (-15,6%) la que sufrió un mayor desplome y destaca la presencia de tres de los mayores mercados autonómicos. El cuarto (de hecho el mayor en número de firmas), Andalucía, figura a continuación de Cataluña, pero ya con una caída inferior a la media española, lo que también sucedió en Baleares, Cantabria, La Rioja, Murcia y Galicia.

Pese a la resistencia en el conjunto del año, especialmente si se compara con otras estadísticas del sector, los datos de diciembre (publicados en la misma estadística) sugieren que el mercado hipotecario empezó a sufrir la tercera ola de la pandemia. En el último mes del año se constituyeron casi un 15% menos de hipotecas sobre vivienda que en diciembre de 2019. En capital prestado la caía fue del 7% y lo que no aflojó, como ya se ve en el agregado anual, fue el importe medio, que con 135.658 euros era un 9,2% superior al de 12 meses antes. El tipo de interés medio en el primer año de préstamo fue del 2,47%, en línea con meses anteriores, y los clientes se dividieron prácticamente por la mitad entre quienes optaron por un interés variable (50,6%) y quienes lo hicieron por uno fijo (49,4%). “Parece que la paridad entre préstamos a tipo fijo y variable se ha asentado y que los precios de las hipotecas, fruto de la competencia entre entidades, siguen marcando mínimos”, destaca Juan Villén, responsable de la división hipotecaria del portal Idealista.

Desde el punto de vista del conjunto del sector hipotecario (es decir, sumando a las operaciones de viviendas las vinculadas a otro tipo de inmuebles urbanos o rústicos), 2020 terminó con más de 460.000 fincas hipotecadas, un 7,5% menos que en 2019. Aquí el volumen de capital prestado (más de 69.000 millones) sí se resintió (-6,1%) porque el mayor importe medio de los préstamos (150.286 euros, un 1,5% más) no compensó la caída de firmas.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50