Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lanzadera, la aceleradora de Juan Roig, impulsa 80 proyectos innovadores

Los emprendedores podrán acceder durante todo el año a los programas

Luis de Antonio, fundador de Pedella, en Lanzadera con uno de sus diseños para mujeres ciclistas.
Luis de Antonio, fundador de Pedella, en Lanzadera con uno de sus diseños para mujeres ciclistas.

Lanzadera, la aceleradora de Juan Roig, ha mostrado este martes los 80 proyectos innovadores que alberga en el edificio de la Marina de Empresas de Valencia. La iniciativa, en la que el dueño de Mercadona ha invertido 11 millones de euros en cinco años, ha cambiado su normativa de forma que ahora los emprendedores podrán acceder a los programas que la integran a lo largo de todo el año.

“Para las startups el tiempo es uno de los recursos más preciados y cada vez nos lo solicitaban más emprendedores. Ahora podemos ofrecerles entrar en nuestros programas en cualquier momento del año y que puedan recibir nuestro apoyo incluso durante el proceso de selección de los mismos”, ha explicado Javier Jiménez, director general de Lanzadera.

Lanzadera proporciona a los creadores de nuevas empresas formación en gestión, asesoramiento especializado en su actividad, un espacio físico donde consolidar sus ideas y financiación sin intereses.

Los proyectos abarcan actividades muy variadas. Como UrbanFisio, empresa especializada en ofrecer servicios de fisioterapia de calidad a domicilio en el plazo de una hora desde la reserva. "En España existe una saturación de clínicas, pero no hay una marca de referencia. Nosotros aspiramos a serla", afirma Miguel de Santiago, fundador de la empresa. Los servicios, realizados por profesionales titulados, cuestan desde 35 euros, y están disponibles de nueve de la mañana a 10 de la noche en varias ciudades españolas, como Madrid, Barcelona, Valencia y Tenerife.

Pedella, por su parte, se ha especializado en la fabricación de prendas funcionales para mujeres ciclistas. Su impulsor, Luis de Antonio, comprobó en su club de ciclismo los problemas que ellas tenían ellas a la hora de "hacer sus necesidades" una vez en la carretera. "El diseño tradicional del maillot les obligaba prácticamente a desnudarse. Y, además, el retraso que provocaban en el pelotón les generaba mucho estrés". El maillot y el culote diseñados por Pedella están provistos de cremalleras ergonómicas que permiten "una comodidad similar a la de los hombres". Los precios oscilan entre los 55 y los 90 euros. Hay una empresa belga especializada en el mismo tipo de productos, pero sus artículos son más caros. "Buscamos democratizar estas prendas en una actividad en la que el número de mujeres ha aumentado de forma exponencial".

En las salas abiertas de Lanzadera trabaja también Fernando Díaz, de Datary, startup especializada en facilitar la consulta de bases de datos a clientes como consultoras y bancos de inversión. "En vez de tener que perder tiempo accediendo de una en una a las bases de datos, por ejemplo del INE o Eurostat, nuestra market place de datos permite hacer consultas rápidas y sencillas", cuenta Díaz.

MokingMe, otra de las empresas de Lanzadera, es una plataforma para escuchar música de forma legal y gratuita, a cambio de soportar algunos anuncios. Se diferencia de otras aplicaciones consolidadas, como Spotify, en que sí permite descargar las canciones y oírlas off line sin pagar cuota. "Nuestro catálogo está enfocado a nuevas músicas y grupos emergentes", afirma Miquel Tolosa, uno de sus creadores. Hasta ahora cuentan con unas 5.000 canciones y 15.000 usuarios activos al mes.

Mufubufu se ha especializado en resumir la vida de una persona en unos dos minutos de película de animación. El servicio está pensado como un "regalo personalizado" y una alternativa a las invitaciones de cumpleaños, bodas, aniversarios y demás acontecimientos sociales, explica Lucía Caballero, una de las fundadoras. El cliente paga 220 euros y realiza el encargo, incluido cómo quiere verse caracterizado, por Internet. "Antes tardábamos un mes en hacer una película, ahora nos cuesta cinco días, y esperamos ser cada vez más rápidos", dice Caballero.

Desde su puesta en marcha, 70 proyectos han salido de la incubadora empresarial, han generado en total 220 puestos de trabajo directo y han atraído inversiones externas por importe de 13 millones de euros.

Más información