Los astilleros Izar regalan cajas de Navidad pese a estar en liquidación

La empresa pública Navales repartirá regalos entre 8.200 prejubilados de Sestao y Gijón La compañía, dependiente de la SEPI, perdió el pasado año cerca de 20 millones de euros

Los trabajadores de Izar cortan la carretera a la altura de San Fernando (Cádiz) en septiembre de 2004.
Los trabajadores de Izar cortan la carretera a la altura de San Fernando (Cádiz) en septiembre de 2004. Eduardo Ruiz

Los prejubilados de Izar Construcciones Navales, una empresa pública en liquidación desde 2004, comerán este año turrón costeado con dinero público. La compañía sacó el pasado jueves a concurso el suministro de este obsequio para sus antiguos trabajadores de los astilleros de Sestao (Vizcaya) y Gijón por 289.736 euros, según el portal Plataforma de Contratación del Estado. Más de 8.200 exempleados recibirán las viandas.

Izar Construcciones Navales, cuya propiedad pertenece a la Sociedad Española de Participaciones Industriales (Sepi), que depende del Ministerio de Hacienda, perdió el pasado año 19,8 millones de euros, según el registro mercantil. Su liquidación, que se inició hace una década, se mantiene en la actualidad.

El lote navideño llega gracias a una sentencia del pasado febrero de la Audiencia Nacional. Los exempleados de Izar se rigen por las condiciones laborales de los trabajadores del astillero público Navantia (que sí tiene actividad). Tras una denuncia de los sindicatos UGT y CC OO, el tribunal falló a favor de la cancelación de un convenio colectivo que anuló durante 2013 y 2014 el turrón navideño para Navantia y, por extensión, Izar.

La Audiencia Nacional obliga al Estado a costear el regalo a los exempleados del astillero

La justicia ha recuperado ahora el regalo. “Nos limitamos a cumplir una resolución judicial”, justifican fuentes de la empresa pública de liquidaciones Cofivacasa, que depende de la SEPI.

El hundimiento de Izar se fraguó entre altercados y protestas en abril de 2005. La compañía entró entonces en liquidación ante la imposibilidad de devolver más de 1.200 millones de euros en ayudas concedidas por el Gobierno español que Bruselas consideró contrarias a las normas comunitarias. Concebido hasta finales de 2004 como un gigante de la construcción de buques, Izar llegó a tener 11 factorías en Galicia, Asturias, País Vasco, Comunidad Valenciana, Murcia, Andalucía y Madrid. La mitad de sus ventas correspondían a la producción militar. El conglomerado empleó a 10.700 trabajadores.

Las empresas interesadas en proporcionar los lotes a los 8.200 prejubilados de Izar deben presentar sus ofertas antes de las 12.30 horas del próximo jueves. El contrato es negociado y sin publicidad.

Sobre la firma

Joaquín Gil

Periodista de la sección de Investigación. Licenciado en Periodismo por el CEU y máster de EL PAÍS por la Universidad Autónoma de Madrid. Tiene dos décadas de experiencia en prensa, radio y televisión. Escribe desde 2011 en EL PAÍS, donde pasó por la sección de España y ha participado en investigaciones internacionales.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS