Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

YPF y Chevron firman un acuerdo para explotar el yacimiento de Vaca Muerta

El acuerdo se produce un día después de que el Gobierno publique un decreto con el que otorga a los inversores petroleros beneficios que negó a Repsol

Miguel Galuccio y Ali Moshiri, en Vaca Muerta.
Miguel Galuccio y Ali Moshiri, en Vaca Muerta.

Un año y tres meses después de que el Gobierno de Argentina decretase la expropiación del 51% de las acciones de YPF a Repsol, por fin consiguió que una multinacional extranjera invierta en el yacimiento de gas no convencional de Vaca Muerta. El martes al mediodía, la petrolera estadounidense Chevron firmó en Buenos Aires con YPF una primera inversión de 1.240 millones de dólares para perforar más de 100 pozos de petróleo en una zona de 20 kilómetros cuadrados. Probablemente el acuerdo se ha hecho esperar más de lo que YPF hubiese deseado y se firma por una cuantía menor de lo que al Gobierno argentino le gustaría. YPF necesita invertir 37.200 millones de dólares entre 2013 y 2017 para conseguir su objetivo de lograr la independencia energética del país. Y aún se está muy lejos de lograr esa meta y ese capital. Pero, al fin y al cabo, el Gobierno argentino ha conseguido la alianza de un socio en la explotación de Vaca Muerta, a pesar de las denuncias jurídicas planteadas por Repsol.

“En una segunda etapa, el desarrollo total del área requerirá la perforación de más de 1.500 pozos adicionales para alcanzar, en 2017, una producción de 50.000 barriles de petróleo y tres millones de metros cúbicos de gas natural asociado por día” indicó YPF en un comunicado.

Para conseguir la llegada de estos primeros 1.240 millones de dólares el Gobierno argentino publicó el lunes un decreto en el Boletín Oficial que en realidad era un traje a la medida de Chevron. En Argentina, desde finales de 2011, las empresas extranjeras tienen prohibido girar dividendos al exterior. Sin embargo, el decreto permite a las petroleras que inviertan más de mil millones de dólares exportar, a partir de los cinco primeros años, un 20% de lo que produzca sin límites de retención. El decreto garantiza, además, la libre disponibilidad de las divisas. Con ello, Argentina conceder a la estadounidense Chevron y a los próximos inversores todo lo que en su última etapa se le negó a Repsol.

La mayor parte de los grupos opositores, que en su día aprobaron en el Congreso la expropiación de YPF, criticaron el acuerdo con Chevron. Hablaron de “neocolonialismo puro” y criticaron el hecho de que esas divisas nunca vuelvan a Argentina. la Red Nacional Ecologista de Argentina (Renace) indicó que YPF eligió "al socio más sucio", y recordó que Chevron fue condenado en Ecuador por la contaminación de unas 500.000 hectáreas en la Amazonía que afectó a unos 30.000 integrantes de las comunidades aborígenes de la región.

Los yacimientos de Vaca Muerta contienen la tercera reserva del mundo en gas no convencional, por detrás de otros campos situados en China y Estados Unidos. Su desarrollo sería clave para que Argentina encuentre un alivio energético que viene atenazando la economía del país desde hace varios años.