Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Boi Ruiz: "La salud es un bien privado que no depende del Estado"

El consejero desvincula el nivel de salud de la población de la red sanitaria y solo lo relaciona con la genética y los hábitos

El consejero de la Generalitat responsable de la sanidad pública catalana, Boi Ruiz, defendió ayer que la salud "es un bien privado que depende de cada ciudadano y no del Estado". Ruiz señaló a los pacientes como culpables de su mal estado de salud -ya sea debido a la genética o a sus hábitos personales- en su defensa de los recortes que lleva a cabo su departamento, de casi 1.000 millones de euros (el 10% del presupuesto), que han obligado a cerrar ambulatorios, ambulancias y servicios hospitalarios. En una entrevista para la agencia Efe, Ruiz afirmó que "la salud depende de uno mismo" y que "no hay un derecho a la salud, porque esta depende del código genético de la persona, de sus antecedentes familiares y de sus hábitos".

El consejero, en cambio, obvió que los ciudadanos sí tienen derecho a una asistencia sanitaria pública y de calidad, y que organismos como la Organización Mundial de la Salud (OMS) insisten desde hace décadas en la estrecha relación que existe entre el estado de salud de una población determinada y el sistema de salud que la atiende.

Como dato para sustentar sus afirmaciónes, el consejero aseguró que cada día se dejan de hacer en Cataluña 1.300 visitas de especialistas programadas "porque los pacientes no se presentan a las citas", lo que motiva que cada año se pierdan 330.000 vistas de médicos especialistas, "un derroche de recursos que tiene un coste anual de más de 10 millones de euros".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 26 de octubre de 2011