La OTAN intensifica los bombardeos sobre Sirte

Después de que el sábado los rebeldes atacaran Sirte por dos flancos, ayer la OTAN se empleó a fondo bombardeando esta ciudad conocida por ser el feudo natal de Gadafi. Los milicianos llegaron el sábado casi a un kilómetro del centro. Una vez más, como ocurre desde hace más de dos semanas, los leales a Muamar el Gadafi repelieron los ataques. Como sucede también desde hace meses, una vez que los milicianos se retiraron, los aviones de la OTAN bombardearon los objetivos militares de la ciudad.

Ayer, el portavoz militar del Consejo Nacional de Transición (CNT), Ahmed Bani, volvió a decir que Sirte iba a ser "pronto" liberada. Hace más de una semana declaró que tanto a Sirte como a Bani Walid le quedaban solo "varios días" para ser conquistadas. Ayer, sin embargo, la pequeña sorpresa bélica no llegó desde Sirte ni Bani Walid, sino desde la localidad sureña de Gadames, en la frontera con Argelia. Unos cien gadafistas intentaron apoderarse de este enclave y fueron repelidos por los rebeldes, según informó el CNT.

Más información
Los rebeldes hallan una fosa con los restos de la mayor matanza de Gadafi

Hay quien cree que Gadafi se encuentra en Sirte o en Bani Walid. Otros piensan que es demasiado cobarde para exponerse a las bombas. El Consejo Nacional de Transición ya no aventura ningún paradero y se limita a anunciar que dará más de un millón de dólares a quién dé información sobre donde está el dictador.

Los rebeldes atacan Sirte, la ciudad natal de Gadafi, con fuego de artillería.
Los rebeldes atacan Sirte, la ciudad natal de Gadafi, con fuego de artillería.GORAN TOMASEVIC (REUTERS)
Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Francisco Peregil

Redactor de la sección Internacional. Comenzó en El País en 1989 y ha desempeñado coberturas en países como Venezuela, Haití, Libia, Irak y Afganistán. Ha sido corresponsal en Buenos Aires para Sudamérica y corresponsal para el Magreb. Es autor de las novelas 'Era tan bella', –mención especial del jurado del Premio Nadal en 2000– y 'Manuela'.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS