Precios más justos con melones gratis

Agricultores de toda España exigen una política de márgenes comerciales más transparente regalando 15.000 kilos de fruta en la cuesta de Moyano

"Cuando te enteras de lo poco que les pagan, les apoyas; y si te lo regalan, les apoyas todavía más". El argumento de Pedro, que venía desde Aravaca a buscar la fruta que regalaba la Unión de Pequeños Agricultores (UPA) en Atocha, se repetía. Las más de 2.000 personas que, según la propia UPA, hacían cola en busca de 15.000 kilos de tomates, pimientos, sandías o ciruelas, se mostraban comprensivos con los agricultores. Más aún con una bolsa de fruta bajo el brazo.

Venidos de todas partes de España, un centenar de agricultores se concentró ayer en la cuesta de Moyano, ante el Ministerio de Agricultura, exigiendo claridad en los precios. El secretario general de la UPA, Lorenzo Ramos, exigía "medidas urgentes", como un doble etiquetado con los precios del producto en origen y en la frutería. Denuncian que el precio aumenta en la distribución: si el kilo de acelgas se le paga al agricultor en el campo a 0,38 euros, al consumidor le sale por más de cuatro euros; es decir, casi un 1.000% más.

Los informes clínicos de las pruebas no se perdieron
El hospital asegura que el número de afectados es "mínimo"

"Hubiese preferido picotas, pero me han dado un melón", decía Rosario, venida del barrio de Salamanca a por su fruta. El reparto empezaba a las 11.30, pero la larga cola -con gente desde las 9.15- obligó a comenzar casi media hora antes.

Antonio Prieto, agricultor extremeño, se afanaba con los melones. "Queremos una ley de márgenes comerciales, esto es abusivo. Y que el consumidor conozca lo que pasa", afirmaba.

Mari Carmen venía con sus hijos desde Tribunal. "En casa somos ocho, y si esto dura un par de días, bueno es". El paro, las vacaciones y la sombra de los árboles del ministerio ayudaban a las colas.

Jesús Anchuelo, agricultor madrileño, afirmaba que hay "15.000 personas relacionadas con el campo en Madrid. A este ritmo las explotaciones son inviables y el futuro complicado. Ni siquiera sabemos que cultivamos en las vegas: el Jarama, el Henares, el Tajo. El campo y sus problemas son desconocidos". Unos kilos de fruta y verdura gratis han ayudado a popularizar la causa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 30 de julio de 2010.

Lo más visto en...

Top 50