La M-607 pierde su tramo más mortal

Acaban las obras de mejora de 'la curva de la muerte' en Colmenar Viejo - La Comunidad accedió a suavizarla ante las quejas de familiares de fallecidos

Los conductores que atraviesen la M-607 en sentido hacia Navacerrada ya no tendrán que preocuparse por la tristemente famosa curva de la muerte a su paso por el kilómetro 28,800. La Consejería de Transportes e Infraestructuras de la Comunidad de Madrid ha finalizado su remodelación tres meses después de comunicar el inicio de las obras en una carretera en la que desde 2008 han perdido la vida 10 personas, y en la que se registran una media de siete accidentes cada semana.

La Comunidad no se decidió a acabar con este punto negro de Colmenar Viejo hasta que se difundió en marzo pasado un vídeo en Internet en el que un conductor perdía el control de su vehículo en la curva. El coche se salió de la calzada y volcó tras estrellarse contra el guardarraíl.

Desde 2008 han perdido la vida 10 personas en esta vía autonómica
La grabación de un vídeo hizo que Transportes iniciase la mejora

Más información

La autora de este vídeo fue Esther Rincón, madre de un joven que falleció en la curva del kilómetro 28,800 cuando se desplazaba a arbitrar un partido de fútbol. Esta mujer grabó el vídeo la tarde de un sábado de febrero en el que se veía de forma casual un accidente en el que resultaron heridas dos personas. Esas imágenes y los datos de siniestralidad de la carretera hicieron que la Fiscalía de Madrid abriera por primera vez una investigación de estas características en la Comunidad de Madrid.

El vídeo de la que desde entonces se denomina madre coraje, que fue grabado mientras buscaba pruebas del mal estado de la curva, desató la polémica. De Internet saltó a la Asamblea, en donde fue debatida una moción del PSM en la que se interesaba por la construcción del tercer carril de la M-607, un proyecto incluido en el programa electoral de 2007 y abandonado para la presente legislatura.

Finalmente, la Comunidad decidió acometer la remodelación del punto negro y uno de los responsables de las obras de conservación de la carretera M-607 cesó en su cargo, tras enterarse de que el Ejecutivo autónomo había decidido su remodelación sin contar con su opinión.

Si bien la señalización de las obras todavía permanecía hasta ayer por la tarde, con las líneas amarillas, el Gobierno autónomo ha dado por terminados unos trabajos que han consistido en la mejora del peralte, la ampliación del radio de la curva y la eliminación del montículo de la mediada, que restaba visibilidad a los conductores. Las obras también han servido para ensanchar, según informa Efe, el arcén del carril izquierdo y se ha instalado un guardarraíl en el margen izquierdo. Todas estas modificaciones de la curva de la muerte se han realizado con un presupuesto de 500.000 euros. Para completar la seguridad de los conductores, la consejería ha decidido bajar la velocidad de paso por la misma hasta los 80 kilómetros por hora, y de 60 kilómetros por hora en la dirección contraria.

Pero la Comunidad de Madrid también ha destinado 1.407.000 euros para el asfaltado de esta carretera entre los kilómetros 25 y 35, en ambos sentidos. Esta intervención se inició hace varias semanas y los trabajos finalizarán en menos de un mes.

Mientras los trabajos de asfaltado marchan a muy buen ritmo, una enorme corona de flores situada en la dirección contraria, hacia Madrid, recuerda a los fallecidos en esta carretera, pero para quien la remodelación ha llegado muy tarde.

Tramo en curva a la altura del kilómetro 28,800 de la carretera de Colmenar Viejo después de la remodelación.
Tramo en curva a la altura del kilómetro 28,800 de la carretera de Colmenar Viejo después de la remodelación.CARLOS ROSILLO
Recorremos la carretera en dirección Colmenar Viejo con un experto de la Fundación MAPFRE

VIDEOGALERIA: La M-607 a examenÁNGELES CASTELLANO / PAULA CASADO

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 26 de julio de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50