Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP se arrepiente de haber votado a Oliart como presidente de RTVE

Los populares arremeten contra el "sectarismo" de los informativos

El PP ha abierto la veda contra la televisión pública. La calma que ha reinado desde que el presidente de la corporación fue elegido por consenso ha terminado. Los populares destaparon el martes la caja de los truenos y pidieron por cinco veces la dimisión de Alberto Oliart, que ocupa la presidencia de RTVE desde hace cuatro meses. "Reconozco nuestro error y nuestra equivocación a la hora de apoyar su presidencia", dijo el diputado Ramón Moreno Bustos después de arremeter de manera inusitada, en la comisión mixta de control parlamentario, contra los informativos de TVE.

Los populares fueron encadenando críticas y reproches: "No le volveríamos a votar. No tiene nuestro apoyo", decía uno. "Pensamos que con su nombramiento las cosas se harían de otra forma", clamaba otro. Nunca hasta ahora el PP había acosado de esta manera a Oliart: "Se ha acabado el tiempo de prueba". "Desde hoy, por nuestra parte, está usted revocado". "Dimita".

"No soy de ningún partido. Obedezco la ley", dice el presidente

Cambia el portavoz popular en la comisión mixta de control

Hasta siete veces preguntó el PP por los informativos, la diana de todos los dardos. Abrió el fuego Moreno Bustos: "Son sectarios y faltan a la neutralidad y a la objetividad". Y a partir de ahí, una cadena de acusaciones sobre la manera en la que TVE ha tratado el reciente encuentro entre Zapatero y Obama, la morosidad de los bancos o la crisis del Estatuto de Castilla-La Mancha. Se escucharon viejas acusaciones sobre "manipulación" en los telediarios y "desvergüenza informativa" y hubo quien preguntó a Oliart si seguía los informativos o solo veía la serie La señora.

Frente al tono agresivo de algunos parlamentarios, Oliart mantuvo la calma. Respondió que no sirve al PSOE ni al PP, que no pertenece a ningún partido, que se rige por la independencia absoluta y se limita a "obedecer la ley". De los informativos de TVE recordó que son los más vistos y premiados y dijo que dan al PP "un tratamiento que nunca antes se dio a un partido en la oposición".

Los socialistas ven en este cambio de rumbo del PP una estrategia concertada en la que Oliart es "una pieza más" de la campaña electoral, según el portavoz del PSOE, Óscar López. Además, se produce tres días después de que el secretario de Comunicación popular, Carlos Floriano, diera por roto el consenso de RTVE, y coincide con la renuncia de Gerardo Conde como portavoz del PP en la comisión de control. Conde explicó ayer que el relevo estaba previsto y obedece a su intención de dedicarse a la candidatura a la alcaldía de Santiago.

Pero los socialistas tampoco están contentos con los telediarios. El diputado Rafael Simancas lanzó durante la reunión del Grupo Socialista una severa reprobación por el "difamante" reportaje emitido la semana pasada sobre el vigésimo aniversario del caso Guerra, que salpicó al vicepresidente Alfonso Guerra, según fuentes socialistas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de abril de 2010