Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La revista 'Renacimiento' dice adiós tras 21 años

La cultura en lengua española será más pobre a partir de ahora. La revista literaria Renacimiento dice adiós. En Renacimiento, que nació en 1989, publicaron textos los escritores peruanos Mario Vargas Llosa y Alfredo Bryce Echenique, el argentino Ernesto Sábato, el chileno Jorge Edwards o el cubano Guillermo Cabrera Infante. Autores españoles como Fernando Savater, Antonio Muñoz Molina o Enrique Vila-Matas también han dejado muestras de su escritura en la revista sevillana.

Las miles de páginas de la historia de Renacimiento serán pronto un recuerdo. La revista, que edita Abelardo Linares y dirige el escritor peruano Fernando Iwasaki, se despide de los lectores tras 21 años de existencia. "Estamos preparando un último número doble que saldrá publicado a principios de abril. Tendrá 140 páginas. Será el número 65-66. En el número doble va a haber, sobre todo, poesía de Francisco Brines, Andrés Trapiello, Luis García Montero y otros autores", comentó ayer Linares.

Razones económicas

Las razones económicas han sido decisivas en el cierre de la revista. Pero no las únicas. "Una revista literaria demanda mucho esfuerzo y es una cosa de juventud. Pero, en este caso, el detonante de nuestra decisión ha venido por sorpresa al suspender la Junta de Andalucía las ayudas al libro. La Junta compraba para bibliotecas unos 500 ejemplares de la revista al año. Las ayudas para este año no se han convocado y la Junta ha dicho que van a desaparecer. Más de la mitad de la historia de Renacimiento se desarrolló sin ayuda institucional. Fue en los últimos años cuando hemos requerido esa ayuda", dijo Linares.

Los ejemplares vendidos en librerías españolas no llegaban a 300 por número. "Además, las librerías han dejado de vender revistas como la nuestra", puntualizó el editor. "Renacimiento también estuvo presente en ferias como las de Guadalajara (México), La Habana o Buenos Aires", agregó Linares.

La directora general del Libro de la Consejería de Cultura de la Junta, Rafaela Valenzuela, acogió con extrañeza la noticia. "Dudo que el cierre de Renacimiento sea por una supuesta suspensión de ayudas. Las publicaciones periódicas de carácter literario van a seguir recibiendo ayudas de la Junta", recalcó Valenzuela.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de marzo de 2010