Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenido un empleado de Extranjería por colaborar con proxenetas

Un empleado de la oficina única de extranjeros en Lleida ha sido detenido por colaborar con una red de proxenetas. El Cuerpo Nacional de Policía detectó conversaciones telefónicas sospechosas entre este miembro del personal laboral de la oficina -que se dedica a agilizar los trámites burocráticos sobre extranjería- y una banda ucranio-española dedicada a la explotación sexual de mujeres rusas en clubes de alterne. El empleado habría facilitado cierta información a la red (matrículas de vehículos, por ejemplo) y ha sido detenido por los delitos de infidelidad en la custodia de documentos y revelación de secretos.

Los ocho arrestados que integraban la red mafiosa captaban a mujeres de extracción humilde y con cargas familiares en Rusia. Aprovechando su extrema necesidad, la red se lucraba con el trabajo sexual de las mujeres, que llegaban a España con visado de turista y adquirían una deuda de 3.000 euros. La banda las obligaba a trabajar en clubes de alterne y las trataba "como mercancía susceptible de compra y venta, asignándoles fecha de caducidad", informó la policía.

La banda controlaba tres prostíbulos en Lleida -Whiskería Eva, Calígula y Ana Buenasmanos-, donde la policía halló a más de medio centenar de mujeres explotadas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 1 de marzo de 2010