Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

'Honeymoons', de Paskaljevic, Espiga de Oro de la Seminci

El serbio Goran Paskaljevic se alzó ayer con la Espiga de Oro, el máximo galardón otorgado por la Seminci, con su película Honeymoons (Lunas de miel), un alegato contra las contradicciones de Europa a la hora de dar una oportunidad a muchos ciudadanos de este continente nacidos en países que todavía no forman parte de la UE. La historia de dos parejas que abandonan Albania y Serbia, respectivamente, en busca de una vida mejor en otras zonas europeas, se ve trufada de todos los problemas administrativos a que se enfrentan a diario quienes pretenden hacerlo. No es una historia de inmigración llegada de África, sino de la propia Europa, que se defiende de sí misma por medio de fronteras y burocracia.

La lectura del fallo del jurado internacional de la Semana de Cine de Valladolid arrancó los aplausos del público asistente, en cuya Sección Oficial han concursado una veintena de películas, cuatro de ellas españolas. Además del galardón oficial, Honeymoons obtuvo el premio que otorga la Federación Internacional de Críticos de Cine. Se da la circunstancia de que Paskaljevic es la tercera vez que logra la máxima distinción de la Seminci, que ya logró en 1995 con La otra América y en 2006 con Optimistas.

Reconciliación

La película de Goran Paskaljevic (Belgrado, 1947) es la primera coproducción cinematográfica entre Serbia y Albania, dos países que han mantenido serias diferencias en los últimos años y que actualmente aspiran a convertirse en miembros de la Unión Europea. El director ha confesado que, pese a esas diferencias, el rodaje, realizado en ambos países, se llevó a cabo "sin problemas", hasta el punto de que, al finalizar el mismo, la despedida de ambos equipos "fue casi melodramática" y se hizo patente "el deseo de hacer otra película juntos".

El Jurado Internacional, que otorgó la Espiga de Plata a Lille soldat, de la danesa Annet Olesen, distinguió con una mención especial al francés Robert Guédiguian por su obra El ejército del crimen. Durante la gala de clausura, que tuvo lugar anoche en el teatro Calderón de Valladolid, se proyectó, fuera de concurso, Un lugar donde quedarse, la última película del británico San Mendes. Ettore Scola, que ha presidido el Jurado Internacional de la 54ª edición de la Semana, aseguró que los miembros del mismo apenas tuvieron discrepancias para elegir las mejores películas presentadas a concurso.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 1 de noviembre de 2009