Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La lucha contra la corrupción

Declaraciones de la renta a devolver

Hacienda devolvió a Carlos Fabra alrededor de 14.000 euros entre 1999 y 2004 ya que todas sus declaraciones de renta le salieron a devolver, pese a los ingresos multimillonarios en sus cuentas. Ya en 1999, ejercicio en el que se detectaron las primeras supuestas anomalías fiscales, Hacienda le devolvió 2.800 euros en una declaración en la que se detectó un supuesto fraude de 150.000 euros por el impago de cuotas en el IRPF. Según la documentación que obra en las diligencias de investigación que instruye el juzgado número 1 de Nules, el presidente de la Diputación de Castellón obtuvo en 1999 retribuciones por un total de 73.136 euros. Por este ejercicio fiscal, Hacienda le devolvió 2.783 euros que, según su declaración, correspondían a la cuota diferencial. En 2000, sus rendimientos de trabajo alcanzaron los 78.618 euros y la cuota diferencial se fijó en 1.611 euros. Al año siguiente, Carlos Fabra apenas aumentó sus rendimientos de trabajo en 1.000 euros y su declaración exhibe que la cantidad a devolver fue de 2.246 euros. En la mayoría de los casos, el líder del PP de Castellón no percibió estas cantidades sino que las compensó con el pago que debía efectuar su esposa, a la que la declaración sí le salía positiva.

Los ingresos por trabajo obtenidos en 2002 se incrementaron hasta 83.636 euros, mientras que éste fue el año, de los cinco investigados, que más dinero le salió a devolver: 4.230 euros. Algo menos, 3.109 euros, fue lo que percibió en 2003 después de declarar unos rendimientos de trabajo de más de 88.000 euros, mientras que en 2004 percibió 3.286 de devolución de Hacienda con unos ingresos declarados de 91.304 euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de octubre de 2008