Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Un visionario en los negocios

Eisner tuvo los derechos de su personaje desde que lo dibujó

The Spirit fue uno de los primeros superhéroes cuya propiedad estuvo desde su nacimiento en manos de su autor, Will Eisner. "Fue un visionario como artista y como hombre de negocios y pudo ver lo importante que iba a ser en el futuro poseer el copyright de un personaje", explica Miller, quien, dentro de su generación, también fue uno de los más voraces defensores del copyright. En los años ochenta, cuando lo habitual seguía siendo que las editoriales se quedaran con los derechos de propiedad de cada nueva creación, Miller consiguió arrebatar a DC Comics la propiedad de Ronin, (que ahora llevará al cine Joby Harold, director de Awake) abriendo así la puerta de la esperanza a toda una generación de creadores, que sobre todo tienen que tener claro cómo hacerse con los derechos de explotación. "Yo siempre digo a los jóvenes: la industria ha cambiado mucho. Si amas lo suficiente a un personaje, peléate por su copyright, de lo contrario pueden romperte el corazón si un día llega al cine y lo que hacen con él es una mierda. Hollywood se ha enamorado de nosotros, así que hay que pelearse".

Miller: "Si amas lo suficiente a un personaje, peléate por su 'copyright"

Por si a alguien aún no le había quedado claro el nuevo idilio entre cómic y cine cimentado por las taquilleras Batman, Spiderman y La patrulla X (y sus sagas), en las últimas seis semanas se han anunciado 22 nuevos proyectos que unen ambos géneros, además de los filmes pendientes de estreno Iron Man y El increíble Hulk. Ambos, al igual que Spiderman, La patrulla X, Los cuatro fantásticos o Daredevil, son creaciones del genial Stan Lee (junto a los dibujantes Jack Kirby y Steve Ditko), quien, sin embargo, no posee ni el copyright ni la marca registrada, aunque, con su buen ojo para los negocios, sí firmó por la explotación multimedia de cada uno de ellos. Por eso pudo llevar a Marvel a juicio en 2005 y reclamar beneficios impagados del filme Spiderman. La pelea culminó en un acuerdo amistoso y en el pago de 10 millones de dólares. Bob Kane, creador de Batman para DC Comics, consiguió que se le reconociera el derecho de creación a perpetuidad, pero sus herederos no cobran un duro por su explotación comercial. Jerry Siegel y Joe Shuster, creadores de Superman, se pasaron media vida en juicios contra DC Comics por los derechos de creación del primer número en el que aparecía Superman. Hace una semana, los herederos de Siegel consiguieron ganar la batalla a la editorial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de abril de 2008