Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:GERMÁN BARRIOS | Director del colegio público Santa María | Hacia una enseñanza multicultural

"El 'efecto llamada' lleva a huir a los autóctonos"

Germán Barrios lleva dos años como director del colegio público Santa María, en Vitoria, del que antes fue profesor otros ocho. El caso de este centro es único en Euskadi: el 90% de sus 160 alumnos es extranjero. Prácticamente, una escuela para inmigrantes donde sólo se imparte enseñanza en castellano. "El efecto llamada de los inmigrantes

[se concentran donde ya hay otros compatriotas] conlleva la huida progresiva de los alumnos autóctonos", lamenta el director.

El reto para sacar adelante a estos alumnos es tener una visión de organización amplia, que no tiene nada que ver con la requerida en un colegio normalizado. "Cuando un alumno llega al centro se le integra directamente en algunas asignaturas, aunque no conozca el castellano. Por ejemplo, en música, plástica, educación física, matemáticas, conocimiento del medio. Después, en las sesiones de lengua castellana está exclusivamente con su profesor de refuerzo lingüístico".

Está claro, dice Barrios, que "no se puede aplicar el mismo trabajo que en un centro normalizado, ni se pueden exigir los mismos resultados, porque a veces conviven diez nacionalidades en una clase, diez bagajes culturales diferentes, diez expectativas ante la escuela diferentes". Pero aunque admite que desde fuera se puede tener la impresión de que el centro se ha convertido en un gueto, asegura que no lo es.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 21 de abril de 2008